15.4 C
Pereira
jueves, abril 25, 2024

Capturan a empresario que estaba en la mira de la CIA

El ministro Iván Velásquez confirma la captura de Alias “Soya”, quien habría sido hombre de confianza de alias Otoniel y tenía la capacidad de exportar hasta 10 toneladas de cocaína al mes.

La operación fue nombrada Operación Galicia en dónde la Policía Nacional capturó al empresario medellinense Ferney de Jesús Cardona Bello, poderoso empresario con negocios en la costa norte del país, que, al parecer y según las autoridades, se tratarían de fachadas inversionistas, ya que sus verdaderos negocios eran actividades delictivas como el narcotráfico, sosteniendo relaciones con Dairo Antonio Úsuga, alias Otoniel, líder histórico del Clan del Golfo y otras organizaciones criminales.

El historial delictivo de “Soya” está relacionado con el tráfico de estupefacientes en la modalidad de contaminación de contenedores desde los puertos en la región del Urabá y la costa Caribe con destino hacia Estados Unidos y Europa, evidenciando capacidad de tráfico hasta de 10 toneladas mensuales.

Su principal papel en las estructuras criminales de la costa norte, era el de crear empresas fachadas, involucrando personas cercanas y familiares, para dinamizar el dinero obtenido por la exportación de droga desde el territorio nacional hasta el norte del continente.

El operativo de captura se llevó a cabo en la mansión del detenido, en San Pelayo, Córdoba y se realizó dentro de la estrategia Agamenón que está dirigida a destruir a la autodenominada estructura de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia. Los reportes de inteligencia indican que fue muy difícil hallar a Cardona, debido a que este no usaba dispositivos electrónicos y constantemente cambiaba de lugar de residencia, por lo que los líderes de la operación estuvieron alrededor de 3 años detrás de él.

Además de los vínculos estrechos que tenía con alias Otoniel, tuvo contacto con “Chiquito malo” y R-20, con quienes exportaba 10 toneladas al mes, apoyándose de transportistas de lanchas rápidas que se encargaban de operar embarcaderos clandestinos de tránsito y enviar las cargas por centroamérica.

El expediente de Cardona señala que desde 2010 hasta 2023 blanqueó más de $65.000 millones de pesos a través de la creación de empresas fachadas, inversiones económicas, así como la compra de bienes muebles e inmuebles principalmente en Antioquia y Córdoba.

Los delitos atribuidos son lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares. Para las autoridades, su captura es un golpe al brazo financiero del Clan del Golfo, así como al narcotráfico en el país.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -