15 C
Pereira
jueves, abril 25, 2024

Ahora sí, cede la inflación

En el caso de Pereira, la inflación fue del 7.20%, un dato no solo sustancialmente menor al registrado en el mismo período del año pasado, sino por debajo del promedio nacional. 

Por undécimo mes consecutivo, la inflación tuvo un resultado a la baja. A pesar de los varios signos que inquietan el panorama del país como son la desaceleración de la economía y las alzas en rubros fundamentales como la educación, los combustibles, el transporte y los arrendamientos, el Índice de Precios al Consumidor mantuvo en el mes de febrero su tendencia descendente.

Después de llegar en el mes de marzo del año pasado al 13.34%, su punto más alto, en el mes de febrero que pasó, la inflación, según el informe oficial del Departamento Administrativo Nacional de Estadística, se ubicó en el 7.74%, lo que significa una disminución desde entonces de 5.6% puntos porcentuales.

Los sectores que más impulsaron el costo de vida en febrero pasado, fueron el precio de las matrículas en los colegios y universidades que aumentó un 11.66%, la valor de los combustibles que subió el 43.86%, la tarifa de los peajes que se ajustó en el 14.93% y el costo del transporte que se aumentó un 11.97%.

Por el contrario los sectores que compensaron este alto comportamiento, fueron principalmente los alimentos y las bebidas no alcohólicas que subieron el 1.89%. En este rubro los huevos y los plátanos fueron los responsables de que se haya logrado una presión hacia abajo del costo de la Canasta Familiar.

En el caso de Pereira, la inflación, según el mismo informe del Dane, fue para el mes de febrero que acaba de terminar del 1.08%, lo que se traduce en un aumento anual del 7.20%, un dato no solo sustancialmente menor al registrado en el mismo período del año pasado, sino por debajo del promedio nacional.

Esto además, confirma a la Ciudad como una de las capitales con más baja inflación en el país y la mantiene en el top de las diez poblaciones más baratas para vivir, posición que ostenta hace rato y que ha conservado mes tras mes, a pesar de las presiones inflacionarias producto del alto consumo y de los elevados costos de los peajes.

Los rubros que más contribuyeron a este buen comportamiento del IPC en la Ciudad fueron el de algunos alimentos que cayeron el 0.05% y el de la energía que también fue negativo del    0.04%; mientras que los que más impulsaron el costo de vida fueron los servicios de transporte urbano que crecieron el 0.3%, el de las comidas por fuera del hogar que aumentaron el 0.09% y el de los arriendos que subieron el 0.16%.

Lo importante ahora es que todas estas buenas condiciones se mantengan en el tiempo para que la inflación continúe su tendencia a la baja y el país pueda empezar a sentir verdaderamente los efectos de un costo vida más controlado, empezando por las tasa de interés de referencia del Banco de la República.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -