24.1 C
Pereira
martes, abril 16, 2024

Conozca qué es la Microtia

A propósito de esta condición congénita en la que un bebé nace con una o dos orejas pequeñas o con algún grado de malformación, es importante destacar que puede ser producida por factores de riesgo que aceleran su aparición.

La Microtia es considerada en Colombia, como una enfermedad huérfana, según la Resolución 26005265 de 2018, lo que significa que tiene una prevalencia muy pequeña: alrededor de 0,1 a 0,9 personas por cada cien mil habitantes. Sin embargo, según el Instituto de Genética Humana de la Pontificia Universidad Javeriana, la capital del país es la ciudad que más casos de Microtia ha reportado en el mundo.

Esta enfermedad se puede presentar como resultado de la predisposición genética, la exposición a teratógenos en el embarazo (sustancias químicas, infecciones, medicamentos o factores ambientales perjudiciales), ciertas condiciones médicas de la madre y hasta deficiencias nutricionales. Se ha conocido que durante la gestación el oído no se forma de manera correcta y queda cerrado el conducto auditivo. Esta situación afecta el desarrollo del pabellón auricular.

Cuatro aspectos fundamentales

1.Puede afectar la percepción de sonido. Afecta debido a la malformación de la oreja y su influencia en la conducción del sonido hacia el canal auditivo. La buena noticia es que gracias a la tecnología hay soluciones auditivas implantables y no implantables que son ideales para pacientes para Microtia y Atresia (ausencia parcial o total de desarrollo del conducto auditivo y la oreja).

2.Efectos en el bienestar emocional. La apariencia física de la oreja puede tener un impacto significativo en la autoestima y la salud mental del niño. Por ello, la corrección temprana puede contribuir a evitar problemas de autoimagen.

3.Urgencia de comunicación. Una audición adecuada es esencial para el desarrollo del lenguaje y habla del niño. Es necesario discutir con un especialista las opciones de tratamiento disponibles para la Microtia. El oído es la puerta de entrada del sonido al cerebro, donde empieza el camino del aprendizaje y la cognición.

4.Acceso a oportunidades. La corrección puede contribuir a que los niños accedan a una gama más amplia de oportunidades educativas, profesionales y sociales en el futuro.

Esta pequeña valiente es alegre, estudiosa y es muy consciente de su realidad.

La Microtia de Sophie Daniela

Las enfermedades no hacen distingo de género, condición social o edad. La misión de Sophie es esa, mostrar cómo a pesar de tener Microtia, se puede ser la persona más tierna y entendida del mundo que la rodea. Habla de su condición con las herramientas que su mamá le ha contado: “Saludos amigos, yo era pequeña, pero ya tengo cinco años y primero estaba en el cielo y mi mamá deseó una niña y me pidió a mí. Tengo este audífono (señala el lado izquierdo de su cabeza), porque yo nací sin escuchar, (luego levanta el cabello del otro lado) y dice miren esta oreja, está pegadita ¿Si la ven? Les cuento que soy diferente a ustedes”.

La niña usará audífonos de conducción ósea de por vida. La única manera de que ella pueda escuchar es mediante equipos auditivos, ya que Sophie nació sin conductos auditivos y con una malformación interna de los huesos del oído. La Microtia que tiene Sophie Daniela es grado dos en el oído derecho y grado tres en el oído izquierdo.

Cuando la niña cumpla los 9 años buscarán la manera de que la cirugía plástica reconstruya las malformaciones de los pabellones auriculares. Hasta el momento su familia ha interpuesto dos tutelas y tiene certificado de discapacidad múltiple por la discapacidad auditiva, por utilizar audífonos, más la discapacidad física por la malformación en sus orejas. Pero ni aún con este certificado tiene algún beneficio. ya que las personas no conocen qué es la Microtia, así que en la mayoría de las ocasiones pasa desapercibida y en los sistemas de salud y de transporte no les brinda ninguna ayuda.

La Microtia se clasifica así

-Grado I: una oreja un poco pequeña con una forma muy parecida a una oreja normal suele ir acompañada de un canal auditivo pequeño pero estrecho.

-Grado II: un oído parcial o semi-oído con ausencia del conducto auditivo.

-Grado III: ausencia de la mayor parte del oído externo con un pequeño lóbulo remanente y ausencia del conducto auditivo externo y del tímpano (Atresia), la más común de microtia.

-Grado IV: ausencia total del oído o Anotia.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -