26.2 C
Pereira
martes, julio 23, 2024

Incremento del tráfico de armas ilegales en Ecuador: Algunas llegan desde Colombia

Un reciente informe del Observatorio Ecuatoriano de Crimen Organizado (OECO) ha revelado que Colombia, México y Perú son las principales fuentes de las armas de fuego que ingresan ilegalmente a Ecuador para abastecer a las bandas criminales que operan en el país. Además, se ha constatado un preocupante aumento en el uso de armas creadas con impresoras 3D.

El OECO detalló que las armas ingresan a Ecuador por diversas rutas: por tierra, a través de pasos ilegales en las fronteras con Colombia y Perú; por río, especialmente en la zona amazónica; por mar, en embarcaciones contrabandistas; y por aire, en avionetas utilizadas para el tráfico de drogas, dinero y armas.

El tráfico a través de la frontera con Colombia ha sido históricamente el más intenso, pero últimamente también ha generado preocupación la frontera con Perú. Un informe de la Policía Nacional de Perú (PNP) reportó la incautación de más de 391,000 balas en la región de Tumbes en 2023, una cifra alarmantemente superior a la de 2022, representando el 92 % de toda la munición requisada en el país ese año.

La investigación también señala que una parte de las 500,000 armas estadounidenses que ingresan anualmente a México termina en Ecuador, transportadas en avionetas gracias a los vínculos de las mafias ecuatorianas con los carteles de Sinaloa y de Jalisco Nueva Generación.

El informe destaca un creciente uso de armas impresas en 3D en el mercado ecuatoriano. En abril de 2023, se desarticuló una banda dedicada a ensamblar piezas de fusiles modelo MP15 elaboradas con esta tecnología. Estas armas presentan la ventaja de la anonimidad para los criminales, ya que no tienen numeración ni registros, dificultando así la identificación de los usuarios.

El informe también reflejó los precios del mercado de armas ilegales. Un fusil puede costar entre 8,000 y 15,000 dólares, mientras que un fusil impreso en 3D cuesta entre 3,500 y 4,000 dólares. Además, existe un mercado de alquiler de armas para actividades delictivas como asaltos, robos y sicariatos, con un costo de alrededor de 500 dólares, aunque también puede pagarse con droga.

El OECO instó a Ecuador a coordinar con las autoridades de Colombia y Perú para combatir el tráfico de armas. Además, consideró que los esfuerzos de la Organización de Estados Americanos (OEA) en el marco de la Convención Interamericana contra la Fabricación y el Tráfico Ilícitos de Armas de Fuego pueden proporcionar un apoyo importante.

Desde inicios de año, el presidente de Ecuador, Daniel Noboa, elevó la lucha contra el crimen organizado a «conflicto armado interno» y catalogó como terroristas a las bandas criminales, dedicadas principalmente al narcotráfico. Esta clasificación se debe al alarmante aumento de homicidios en el país, con el 90 % de ellos cometidos con armas de fuego, situando a Ecuador en 2023 como el país con más homicidios per cápita de Latinoamérica.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -