22.5 C
Pereira
miércoles, febrero 28, 2024

Seguridad. Importantísimo no dejar tanto rastro

Que nuestra huella sea nuestra Que nuestra huella sea nuestra

El mundo digital es cada vez más el mundo real. Esto quiere decir que iniciar sesión en las plataformas de redes sociales; comunicarse por correo, utilizar motores de búsqueda, aplicaciones de mensajería y herramientas de videoconferencia; o consumir contenido vía streaming es ya, parte de lo que hacemos y debemos hacer a diario. Y cada servicio con el que se interactúa solicita información que puede ser delicada y nos deja expuestos. Por eso se hace necesario ir dejando un poco de menos huella digital con tal de limitar las vulnerabilidades como riesgos de seguridad y privacidad. “Cuanto más sean los sitios y aplicaciones con los que compartas información personal y de tu cuenta, más posibilidades tendrás de que tus datos terminen siendo expuestos, advierte Camilo Gutiérrez Amaya, Jefe del Laboratorio de Investigación de la compañía de ciberseguridad ESET, en Latinoamérica. Hoy en Tecnología, esta compañía nos comparte algunos trucos que nos permiten reducir esa huella. Y es que restringir lo que se publica y se comparte en línea tiene sentido en un mundo digital cada vez más poblado por cibercriminales y estafadores.

Descargar menos apps
Las aplicaciones móviles a menudo requieren que los usuarios ingresen una cantidad significativa de información. También pueden rastrear la ubicación, la actividad de navegación y otra información que luego se comparte con terceros. Es lógico pensar que cuanto menos sean las aplicaciones en las que se haya registrado, menos expuesta este la información. Antes de una descarga investiguemos un poco y veamos si se trata de algo que realmente se necesita. Además, limpiemos regularmente los dispositivos para eliminar cualquier aplicación que no se haya utilizado en mucho tiempo.

Sin tanta cuenta
Las empresas no solo quieren atención, quieren lealtad y por eso muchas presionan para configurar cuentas y que se comparta información que luego se monetizará. Este podría ser el caso de una tienda online o hasta de un portal de noticias. Es importante evitarlo, incluso si eso significa que el pago y las credenciales de inicio no se guardarán en el navegador y se necesitará colocarlos manualmente la próxima vez que se ingrese. Volver a cargar esta información es un pequeño paso extra que representa, a menudo, el precio que se paga por una mayor privacidad y seguridad

Ojo al compartir
Es inevitable compartir información. Pero es importante tener en cuenta qué información estamos entregando. A menos que sea estrictamente necesario, no compartamos cosas como números de teléfono, direcciones de correo electrónico y domicilio, detalles financieros u otra información personal identificable, que tienen una gran demanda en la clandestinidad del delito cibernético.

Las redes, cuidadito
El contenido que se comparta en redes será prácticamente imposible de eliminar una vez que esté en el dominio digital. Por lo tanto, es importante considerar primero cómo ese contenido puede ser recibido por otros, incluyendo a posibles empleadores, y si contiene información confidencial sobre el trabajo y vida personal. También considerar limitar la visibilidad del perfil a los amigos/contactos en línea, y no agregar a nadie que no se conozca en la vida física. Revisar las preferencias de privacidad y tener en cuenta que cualquier contacto no solicitado puede ser fraudulento.

Derecho al olvido
En distintas partes del mundo existe lo que se conoce como derecho al olvido y el derecho a la supresión, que permiten a las personas solicitar que cierta información sea borrada de Internet. Se debe buscar tu nombre en Internet para ver qué se encuentra y se contacta a los propietarios del sitio web para solicitar la eliminación. Luego, hay que comunicarse con los motores de búsqueda para hacer lo mismo.

También podemos…

– Mantener secreta nuestra ubicación, o restringirla en ciertos momentos.
– No llenar toda encuesta que nos llegue.
– A los boletines o newsletters tenerlos a raya, solo los que conozcamos.
– Desactivar cookies, o al menos rechazar algunas.
– Entre menos dispositivos se usen, mejor.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -
Artículo anterior
Artículo siguiente

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -