25.4 C
Pereira
sábado, junio 3, 2023

El papa Francisco participó en la misa de Domingo de Ramos en la Plaza de San Pedro tras recibir el alta del hospital

El papa Francisco regresó a la Plaza de San Pedro este domingo para celebrar la misa del Domingo de Ramos, un día después de ser dado de alta del hospital por bronquitis. Según el Vaticano, alrededor de 30.000 fieles se reunieron en la plaza, llevando las tradicionales hojas de palma y ramas de olivo.

 

A pesar de tener un problema en la rodilla, el papa Francisco permaneció sentado durante la mayor parte de la misa, mientras que el cardenal argentino, Leonardo Sandri, Vicedecano del Colegio Cardenalicio, celebró la misa en el altar. En su homilía, el pontífice habló sobre aquellos que han sido abandonados por la sociedad, incluyendo a los pobres, los migrantes, los presos y los enfermos.

 

“Pueblos enteros son explotados y abandonados; los pobres viven en nuestras calles y miramos para otro lado”, dijo el papa. “Los migrantes ya no son rostros sino números; los presos son repudiados; personas descartadas como problemas. Innumerables otros abandonados están entre nosotros, invisibles, escondidos, descartados con guantes blancos: los niños por nacer, los ancianos que viven solos, los enfermos a los que nadie visita, los discapacitados que son ignorados y los jóvenes agobiados por un gran vacío interior, nadie se preparó para escuchar su grito de dolor», afirmó Francisco.

 

El Domingo de Ramos marca el comienzo de una de las semanas más ocupadas para el papa Francisco, quien visitará una cárcel de menores el jueves, presidirá el viacrucis en el Coliseo de Roma el viernes y participará en la misa de la Vigilia Pascual del sábado y la misa del Domingo de Pascua el 9 de abril.

 

Al final de la misa del Domingo de Ramos, el papa Francisco agradeció a los fieles por sus oraciones, mientras estuvo en el hospital por bronquitis. El pontífice, de 86 años, había ingresado en el hospital Gemelli de Roma el miércoles por la tarde y después de recibir tratamiento, fue dado de alta el sábado por la mañana.

 

Después de ser dado de alta, el papa Francisco también visitó la Basílica de Santa María la Mayor para orar por los niños enfermos en la unidad de oncología del hospital que visitó. Con estas actividades, el pontífice muestra su compromiso con su labor y con las personas más necesitadas.

 

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -

Te puede interesar

- publicidad -