21.4 C
Pereira
sábado, enero 28, 2023

Marketing engañoso para captar a los consumidores más vulnerables

Un nuevo reporte publicado por Global Health Advocacy Incubator (GHAI) detalla de qué manera las empresas de comestibles y bebidas ejercen influencia para ganar espacios privilegiados en las mesas donde se toman decisiones sobre formulación de políticas públicas y utilizan tácticas de publicidad engañosa para promover sus productos ultraprocesados no saludables a las poblaciones más vulnerables alrededor del mundo.

En Colombia los resultados del reporte fueron socializados por la Red PaPaz, desde donde se viene ‘luchando’ hace varios años para evitar los daños a la salud que causan los alimentos y bebidas ultraprocesadas.

El informe señala que “las prácticas de marketing están moldeando los entornos alimentarios y afectando a las poblaciones con consecuencias perjudiciales para la salud a corto y largo plazo, agobiando a los países con altos costos económicos y sociales. Esto se evidencia especialmente cuando las empresas publicitan sus productos directamente a niñas, niños y adolescentes, quienes carecen de la madurez de desarrollo requerida para diferenciar los anuncios publicitarios del contenido recreativo o educativo”.

Es importante mencionar que el reporte contiene un análisis cualitativo de más de 300 ejemplos obtenidos de fuentes públicas en más de 52 países, que destacan las tendencias observadas en las prácticas de la industria. Describe el posible daño que se produce cuando las empresas utilizan el marketing para engañar y ejercer influencia a nivel global.

 

Daños
Señalan desde GHAI que El marketing genera un efecto dominó perjudicial al crear entornos alimentarios no saludables, que sobrecargan a los países con poblaciones más enfermas, así como con otros impactos negativos.

Además se extiende más allá de la publicidad, promoción y patrocinio, para incluir el “lavado de imagen corporativa”, que le permite a la industria sentarse en las mesas donde se formulan las políticas, al tiempo que ejerce influencia en las poblaciones más vulnerables.

Este marketing engañoso es agresivo, malintencionado y está presente en todas partes: Le permite a la industria influir en lo que las y los consumidores compran, desplazando a los alimentos tradicionales de diversas culturas. Lo más preocupante es que pone en riesgo a niñas, niños y adolescentes de convertirse en víctimas de la explotación comercial por la saturación corporativa de productos no saludables en el mercado.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -