Salud dental, factor clave en los animales

El cepillado de su mascota debe realizarse con pasta adecuada y semanalmente.
A través de la zona bucal o del hocico, es donde pasan todos los alimentos y juguetes, los cuales pueden llegar a causar daño y provocar infecciones acabando con graves enfermedades.

Según estudios un 80% de los perros y un 70% de los gatos sufren algún tipo de enfermedad dental.

La más habitual en los perros es la enfermedad periodontal, que resulta en cualquier inflamación de la zona estructural que rodea a los dientes.

La mayoría de las mascotas pueden comenzar con sarro o placa dental y luego derivar en gingivitis (inflamación de las encías). Si esta inflamación no es tratada, su mascota puede llegar a perder las piezas dentales debido al deterioro con el paso del tiempo.

¿Cómo detectar una inflamación?
Debe saber que la placa dental es una película sin color que contiene bacterias, saliva y partículas de comida. El sarro por su parte es de color amarillento o marón y se forma al calcificarse la placa dental. Ambas se acumulan en la zona de las encías y con el tiempo pueden cubrir las piezas dentales.

Es por esto que siempre es recomendable darle alimentos secos a caninos y felinos, ya que estos ayudaran a eliminar la placa dental y evitarán la formación de calcificaciones y sarro. El alimento húmedo, favorece la formación de placa y sus efectos nocivos.

Deja Un Comentario