Un amigo en el espacio sideral

Rubén Darío Franco Narváez Columnista Fue un amigo leal; su palabra tenía valor. Su vida fue pródiga. Siempre de frente quitaba la máscara al envidioso. No dobló la rodilla ante nadie; pero sí, ante su esposa Claudia María Arcila Ríos (Magistrada de la Sala de Familia) y sus hijos: Sebastián Alberto y Ana Carolina. Amó…

Contenido Exclusivo

Este contenido hace parte de nuestra edición digital exclusiva
para suscriptores.

Compartir