21 C
Pereira
martes, julio 23, 2024

¡Taxi! ¡Taxi!

Es tendencia

- Advertisement -

Marta Elena Bedoya Rendón

Columnista

En alguna de nuestras columnas anteriores hacíamos alusión a la columna humorística dominical de El Espectador del “Contestan Tola y Maruja”, quienes en su papel de peatonas daban respuesta a una inquietud de Filipichín cachifo, sobre el tema de un tal Uber y de manera jocosa señalaban situaciones como que “Coger tasi en las calles de Bogotá da cutupeto” y la otra situación es el cansancio de esperar en el teléfono que le busquen un “móvil” y quedar en manos de la grabadora que repite y repite el mismo sonsonete sin fin y la decisión de colgar el teléfono y salir a la calle y tener la suerte de parar alguno en el recorrido.

No es que sea coincidencia, pero, nada más parecido a la realidad. Apenas comenzaba la navidad y ya estábamos viviendo una ciudad en total caos en la movilidad y con ello la dificultad de encontrar un taxi para aquellos que acudimos a ese servicio la mayoría de las veces para desplazarnos a cualquier lugar. Ni que decir acerca de  la situación estresante de impotencia en que se encuentran las personas que por estos días se atreven arribar al centro en las horas de la tarde y enfrentar la situación de frustración  ante la imposibilidad de acceder al servicio público de transporte y si se encuentra en hora pico, que tragedia.

Que tal la peripecia a la que se enfrenta el ciudadano. No sabe si hacerse en la esquina para acceder a la intersección y tener la doble posibilidad de acceder  a un amarillo, por la calle, o, por la carrera, corra para allá, o, corra para acá,  pero, cuando no es que éstos van ocupados, los otros ignoran su entorno, o, como algunos que ya se niegan a prestar el servicio si el destino del usuario no se acomoda y menos si es para Dosquebradas.

La real situación que hoy enfrentan la mayoría de las ciudades como la nuestra, ha sido restringir la oferta de vehículos de servicio público, con la congelación de cupos, lo que trae en consecuencia como resultado la situación antes descrita.

Nuestro parque automotor ha estado congelado durante los últimos 34 años. Es importante pensando en el sufrido usuario que se realice el estudio técnico sobre la capacidad transportadora de la ciudad, que nos señale cuál es la demanda del servicio y cuál la oferta para satisfacerla.

– ¿Por qué  no destinar para sólo servicio público  las carreras séptima y octava de la calle 13 a la 24 y permitir el cruce con cuidado el carril del Megabus, además, compartirlo?

Para estar informado

- Advertisement -

1 COMENTARIO

  1. Sería una catástrofe ampliar el cupo para los taxis , por donde transitarían? No tenemos vias , usar la vía del mega? Que visión Tan pobre los que otrora fueron políticos , proponga hacer más vías , el tren de cercanías, y demás medios de movilidad, políticos de mierda miopes !!!!!

Los comentarios están cerrados.

- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -