Solo se enseña con el ejemplo

Walter Benavides Antia
Columnista

Pareciera que hay unanimidad en la dirigencia del mundo cuando pregona, que la única apuesta a futuro de una sociedad para salir de la desigualdad y la pobreza, es a través de la Educación. Pero esta apuesta no es nueva. Todas las antiguas escuelas filosóficas, identifican como el principal enemigo a vencer, la Ignorancia, y eso lo ha entendido muy bien el Doctor Carlos Alberto Maya, Alcalde de Pereira, al designar como Secretario de Educación, al profesor universitario Doctor Leonardo Huerta Gutiérrez. Son tres las apuestas macro en Educación: Cobertura, Calidad y Permanencia. En el Programa de Gobierno del Doctor Maya, “Más Educación, más Oportunidades”, plantea como estrategias para lograrlo, Jornada Única, (que bien puede ser ampliada en Jornada Completa, inicialmente en el sector rural), Alimentación con calidad (con restaurante in sito), Educación Bilingüe, Becas pa pepas, Universidad para Cuba (con especializaciones y maestrías), Creatividad, Actividades extracurriculares (con vinculación de universidades y profesionales de la región), todas ellas transversalizadas con Cultura Ciudadana.

Pero lo interesante de la propuesta, es que el discurso y marco lógico del nuevo Secretario, se le escucha hablar con propiedad de Derechos Humanos en la educación, de la responsabilidad política de los servidores públicos (administrativos como docentes), de impactar los actuales proyectos de vida de miles de jóvenes pereiranos, y ACABAR de una vez por todas, con el paseo de la deserción, (cuando lo primero que encuentra el padre de familia, es un gran letrero a la entrada de la institución educativa, con la frase No Hay Cupo), y eso es reconfortante en una sociedad donde por décadas, muchas cosas se repiten (lo mismo de antes), nada cambia (ni se quiere Cambiar), y donde “todo está allí”, en lo que entregamos.

Me parece que Alcalde y Secretario, entienden que la Educación, honra y dignifica al Trabajo, por considerarlo uno de los atributos indispensables para lograr la felicidad de los hombres en relación con sus actividades, tomando en consideración que quien realiza sus aspiraciones, siente la satisfacción del deber cumplido, proscribe la ociosidad, combate la Ignorancia y forma al ciudadano, enseñándole caminos de progreso, a través de distintos procesos de formación, entendiendo que la Moral, la Razón y la Justicia, son variables supremas que vencen todo aquello que va en contra de los Derechos, la Libertad y los Intereses humanos, pues de lo contrario, todos esos factores, pueden lesionar gravemente el Espíritu de la sociedad a la que juramos servir. Hoy la educación, como muchas actividades de la administración pública, son monumentos al Activismo. Entonces hay que combatir doblemente la Ignorancia, pues no se puede confundir activismo por trabajo y dirección.

A manera de conclusión. Existen miles de jóvenes pereiranos, frustrados en sus actuales proyectos de vida, direccionadas cómodamente al consumismo, por el impacto de las remesas, pero golpeadas en las últimas décadas por el efecto del “arma de destrucción masiva”, identificada como “falta de conocimiento y de oportunidades.” Aplaudo a Alcalde y secretario. Solo espero no olviden, que solo se enseña con el ejemplo, pues “más cambios”, es lo que necesita nuestra sociedad.
antia53@gmail.com