Da mucho pesar…

Miguel Ernesto Diaz Leiva
Columnista

Se viralizó en el mundo digital el video de la audiencia pública de la malograda senadora por el partido conservador Aida Merlano, ante una juez venezolana, en la cual rindió unas declaraciones donde revela supuestamente cosas muy graves que se vienen presentando en la política colombiana y la forma como se realiza el “tape-tape” de estas, la mayor parte de su declaración fue vox populi desde hace mucho tiempo en Colombia, no solo en redes sociales, sino en columnas de los más serios opinadores, tanto en periódicos como en revistas de alta circulación, pero no ha pasado nada.

Da mucho pesar que los testimonios de alguien que ha estado dentro de todo este entramado(recordemos que fue Representante a la Cámara y además fue elegida Senadora de la República) y que realmente puede ratificar y ahondar en cómo es que se han gestado los grandes fraudes de Colombia desde las entrañas de las empresas electoreras financiadas por familias muy poderosas, se desvirtúen porque buscando protección del régimen venezolano se haya despachado contra el gobierno actual, lo que deja un ambiente en la opinión pública de solidaridad con el presidente Duque y se desestime todo lo demás que se está ratificando.

Da mucho pesar que tantas cosas que han pasado vayan a seguir “ocultas” o calificadas como sin fundamento por haberse rendido ante el régimen venezolano, pero temas como las alianzas de los grandes electores de la Costa, como la familia Char y la familia Gerlein que se juntan para comprar votos y con sus grandes caudales eligen concejales, alcaldes, diputados, gobernadores, representantes a la Cámara, senadores y son decisivos en la elección del presidente de turno, lo cual les genera un espacio de poder cada vez más grande. Esto de alguna manera da licencia de corso para convivir en la corrupción, el mal que cada vez hunde más a nuestro país en la pobreza extrema.
medil1@hotmail.com