La corrupción en los vulnerables

Alvaro Rodríguez H. Columnista Es curioso que mientras un sector alto, de “los que no necesitan robar”, meter la uña, descalabrar los presupuestos, secarlos, resultan condenados por corrupción, los títulos universitarios embadurnen el principio ético de la educación. El asalto al presupuesto público de los llamados de “cuello blanco” dejó de ser un mal chiste….

Contenido Exclusivo

Este contenido hace parte de nuestra edición digital exclusiva
para suscriptores.

Compartir