El mundo es una pelota

Alvaro Rodríguez H. Columnista -Han empujado gobiernos para tapar las orgías de poder. -Ha servido de anestesia ante el déficit de administración. -Para populistas de derecha y de izquierda. Traficantes del sudor y la persecución. -Ha servido para que inescrupulosos, trafiquen en su nombre. -Para despachar directivos torcidos a los planteles carcelarios que dividen y…

Contenido Exclusivo

Este contenido hace parte de nuestra edición digital exclusiva
para suscriptores.