De tú a tú

Henry Carvajal Castro

Columnista

¡Pantalones, Mijo! De una: “No es justo entregar un peaje 30 años por la construcción de 10 kilómetros de Autopista: Cerritos-La Virginia”: Víctor Manuel Tamayo, en su discurso de posesión, como Gobernador de Risaralda.

“Vamos a gestionar ante el Gobierno nacional y el Ministerio de Transporte que el peaje  de Cerritos, sea administrado por nosotros para invertir en vías terciarias”. Fue un despertar del árbol cívico, cuyas raíces han sido cortadas por la indiferencia y carencia de amor propio que se acabó en Pereira, como se acalló la voz, en mora de hacer un revolución cívica, pidiendo respeto y equidad por parte del Gobierno nacional que coadyuva a enriquecer un solo bolsillo con un recaudo que no tiene ni una pizca de retorno, ni beneficio alguno para nuestra capital.

“El Peaje Cerritos, tiene que ser manejado por el Departamento y su producido debe invertirse en la construcción de vías terciarias para Pereira y el  Área Metropolitana”. Y ¡vale! Nuestro gobernador, entiende que lo del peaje es un atropello que quiere perpetuarse y por eso, su enérgica voz, reclama por una solución, que ahora despertó a toda la dirigencia pereirana para exigir también, con énfasis y firmeza y un resucitado coro cívico, al más alto nivel, esta reivindicación.

Tamayo se puso los pantalones que le faltan a los pereiranos para reclamar ante los despropósitos del gobierno nacional, que condena a la ciudad a enriquecer un solo bolsillo. Habla clarito, piensa en grande, actúa de frente, y va con todo por la reivindicación de una ciudad, ¡qué pena! con los políticos de pacotilla, sin mando y sin determinación, que tristemente enriquecen la gestión ajena -Aeropuerto de Palestina $ 400 mil millones – mientras tuvimos que concesionar  Aeromatecaña porque la gestión de los políticos de la tierra fue totalmente nula.

Afortunadamente para Pereira hay una voz que clama y reclama, desde las alturas del Palacio Departamental, por su reivindicación, tristemente huérfana de líderes-políticos que gestionen ante el aparato nacional las obras que demanda su desarrollo, como nuestra Autopista del Café, tramo Boston-Punto 30, la segunda calzada de Condina y la vía El Pollo.

Víctor Manuel, Gobernador, habló fuerte y claro: ¡No más peaje de Cerritos, en manos ajenas! Esa plata, ¡por fin una voz! debe ahora utilizarse para desarrollar el transporte y la movilidad de Pereira y su Área Metropolitana, para que el desarrollo…ruede. 

¿Por qué Pereira paga pero no tiene Autopista del Café, tramo Bostón-Punto 30?