14.1 C
Pereira
lunes, julio 15, 2024

Colombia: país polarizado, pero unido por la selección

Es tendencia

- Advertisement -

*Rodrigo Tabares Ruiz 

En medio de la polarización que ha vivido Colombia en los últimos años, la selección de fútbol logra unir al país en torno a su actuación en las diferentes competencias en que participa. Así mismo, a partir del Mundial de Brasil 2.014 los hinchas colombianos empezaron a entonar el himno nacional con una pasión y sentido nacionalista que los destaca frente a los demás, hasta el punto de convertirlos en referente para los aficionados de otros países. 

Es innegable que la afición por nuestra Selección nos une como país, nos representa como una nación diversa, luchadora y llena de talento, nos identifica ante las otras naciones del mundo, nos hace sentir orgullosos, nos inspira a creer en los sueños y a olvidarnos temporalmente de la problemática que vivimos. También somos pasionales, en nuestra cultura el término medio no existe; nos movemos de un extremo a otro, del elogio desbordado a la crítica despiadada. 

De otra parte, como afirmó el exjugador argentino Jorge Valdano “el fútbol es un gran simulador de la sociedad. Refleja la vida con un cristal de aumento. Al ser un territorio emocional, todo parece más grande. La derrota, el triunfo, la grandeza, la mezquindad”; también nos deja ver las brechas sociales y económicas entre los aficionados, la ubicación en las graderías frente al campo de juego y la comodidad de los asientos llevan el sello de la capacidad económica y el estrato al que pertenece cada asistente. 

Algunos han satanizado el fútbol al punto de llamarlo el “opio del pueblo” porque varios dictadores lo utilizaron como sofisma de distracción para desviar la atención de los abusos cometidos, como sucedió durante la dictadura de Rafel Videla en Argentina, al cual se acusa de haber incidido para que Argentina goleara 6-0 a Perú, resultado que le permitió avanzar a la final del mundial de fútbol de 1.978, realizado en territorio gaucho, en el cual la albiceleste ganó su primer título orbital. 

 Igual que la política, el fútbol también puede ser usado para bien o para mal, como expresó el exjugador de Francia Michel Platini “un equipo de fútbol representa una manera de ser, una cultura”. La selección Colombia es un espejo de lo que significa ser colombiano; es decir comprender que la vida no es fácil, que es necesario luchar para conseguir nuestros objetivos. Hemos vivido la violencia, el dolor, la corrupción, el engaño y la esperanza. Hemos gozado con los triunfos y sufrido en las derrotas; y aun así con optimismo seguimos adelante.

*Universidad Cooperativa de Colombia

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -