21.6 C
Pereira
domingo, abril 21, 2024

CIUDADES VIVAS

Es tendencia

- Advertisement -

El objetivo de esta columna ha sido tratar la Cultura Ciudadana como parte vertebral de todo plan de gobierno, sea del orden departamental o municipal, en la medida que los problemas de los centros urbanos son comunes para todo nuestro país y vecinos. Las basuras, el ruido, la movilidad, la violación a las normas de tránsito, la contaminación visual y la invasión del espacio público son el pan de cada día. El primer obstáculo al que nos enfrentamos es la concepción del nombre: cada vez que se habla del tema muchas personas lo asocian con arte y artistas al estilo Mockus, eso significa que hay que revaluar el imaginario para llegar a la conclusión que la Cultura Ciudadana es, nada más y nada menos, que hacer cumplir la normatividad sobre los aspectos arriba mencionados. Todos ellos forman parte de Código Nacional de Policía y, por tanto, se requiere que las autoridades intervengan eficientemente con unos Planes de Acción en campo indispensables para que el colectivo social entienda que debe adaptarse al respeto por los derechos de los demás so pena de enfrentarse a las sanciones correspondientes. 

***

Mover el estamento político para que entienda lo dicho es tarea de titanes, pero desde aquí seguiremos dando la pelea hasta encontrar el nicho que cree una reacción proactiva a las ideas planteadas; sobre todo porque el Modelo que proponemos desde nuestra página web es lo suficientemente práctico para que se adopte desde la Capital hasta el más pequeño de los municipios. 

***

Ya es hora de que estos administradores públicos entiendan que la favorabilidad en las encuestas no se gana con obras de ladrillo y cemento, sino con acciones reales que le lleguen a la colectividad. La calidad de vida de los administrados se aprecia en situaciones elementales a las que se enfrentan a diario. La gente pide Autoridad y por eso hemos sostenido que la Cultura Ciudadana no se enseña, sino que impone; claro: las normas existen: solo falta quién las haga cumplir.

***

Los ciclistas y motociclistas son un grave problema. Ambos tienen una característica común: no aceptan reglamentos. Circulan por cualquiera parte sin Dios ni Ley que los controle ¿Hasta cuándo debemos someternos a su dictadura?

***

www.ceascol.org

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -