21.2 C
Pereira
jueves, febrero 22, 2024

Bienvenidas las críticas: alcalde Maya

Es tendencia

UTOPIAS

- Advertisement -

Luis García Quiroga
Columnista

Es normal que los gobernantes les moleste la crítica. En especial la crítica de la prensa, que por antonomasia cumple un papel de pensamiento crítico, análisis y al ser -se supone- el periodismo y los medios la voz de los que no tienen voz, el rol esencial debe ser el contrapoder.

De allí que lo ideal de la relación entre el periodismo y el poder público (últimamente también frente al gremialismo empresarial), es que ni el periodista ni el gobernante, ni el empresario, sientan que el asunto es personal. Es decir, la regla debe ser la de una relación independiente, pero respetuosa. Libre de ataduras (incluso con pauta publicitaria) pero leal y ajena a la zalamería y la genuflexión.

En síntesis, el gobernante -y mejor definición aún es la del servidor público- es mucho más respetado y respetable cuando acepta la sana crítica, aquella que es ajena al periodismo extorsivo, el sesgo político o la malquerencia personal.

Digo esto, porque el pasado miércoles en el restaurante El Mirador, me llamó la atención que al finalizar su intervención el alcalde Carlos Maya, en rueda de prensa para presentar su balance sobre las fiestas de la Cosecha, exclamó con cierto aire de mixtura entre la ironía y la satisfacción: “Es un balance positivo, pese a las críticas”. Y agregó este puntillazo: “Bienvenidas las críticas, porque nos hacen trabajar con más ganas”.

Así las cosas, en ese tono comunicacional, tuve luego con el alcalde Maya un reportaje en mi programa Enfoques UnoA, que transmitiré este viernes y sábado a las 5:30 PM en el fanpage de Noticias UnoA en Facebook y el canal de YouTube.

Hablamos sobre las inquietudes que los ciudadanos -los que apoyan y los que no apoyan su gestión- siempre tienen, en este caso, sobre los macroproyectos de la administración municipal tales como la integración aeroportuaria Pereira-Cartago; la caótica movilidad vial; la nueva vía de acceso al aeropuerto Matecaña; el sensible retraso de la Avenida de Los Colibríes (vía a Cerritos paralela a la 30 de Agosto); la dolorosa y sufrida glorieta de Corales.

Maya también respondió a las críticas sobre el alumbrado público. Vastas zonas de la ciudad están en penumbras mientras los pereiranos pagamos religiosamente al Municipio en la factura de la Empresa de Energía.

Las inevitables críticas a los huecos en las calles, pese los siete años del programa Cero Huecos; a los contratos de prestación de servicios también llamados “contratos basura”. Y para que no todo sea crítica ácida, le preguntamos sobre el proyecto turístico del cerro Canceles y su visión de la Pereira del Bicentenario a la vuelta veloz de los próximos 40 años.

Lo bueno del alcalde Maya es que siempre tiene una respuesta a flor de labios.

Artículo anterior
Artículo siguiente

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -