18.5 C
Pereira
miércoles, junio 29, 2022

En el 2023 estaría listo el centro de rehabilitación de adictos

Es tendencia

- Advertisement -

A pesar de los graves problemas de consumo de sustancias estupefacientes en Risaralda, el departamento no cuenta con un centro de rehabilitación público, donde los adictos a drogas ilícitas puedan adelantar un proceso que los saque de este ‘mundo’.
Esto cambiaría a mediados del 2023, año en el que estaría terminado el centro de rehabilitación para estos consumidores, proyecto de la administración departamental y que cuenta con el apoyo de la embajada americana, el Ministerio del Interior, entre otros.
En entrevista con El Diario, el secretario de Salud, Javier Darío Marulanda, entregó detalles sobre el avance de este proyecto, el cual se encuentra en etapa de diseños.
Afirmó el funcionario que los diseños ya van en un 80% y señaló que deberían estar terminados en julio de este año para la aprobación por parte de la Curaduría, para posteriormente abrir la licitación pública y sí todo sale como lo esperado, en septiembre empezarían la construcción física del centro.
Teniendo en cuenta que no sería una construcción tan compleja, ya que no habría necesidad de poner espacios hospitalarios como quirófanos, salas de exámenes complejos, entre otros, se espera que los trabajos físicos del centro de rehabilitación tengan una duración aproximada de 7 meses.

Capacidad y atención
El centro de rehabilitación contaría con 3 bloques con capacidad para 106 camas (40 bipersonales y 26 unipersonales) y todos los ambientes terapéuticos requeridos. Esto significa que se podrían atender 106 pacientes de manera simultanea.
También contaría con lavandería y producción de alimentos. El tema de los alimentos es de especial cuidado, ya que esto influye directamente en los tratamientos que allí se desarrollarían.
“Es una construcción sencilla entrecomillas porque no requiere de una gran infraestructura, ya que es un mobiliario hospitalario que permitirá que los pacientes estén adentro contando con el alojamiento y unos espacios de rehabilitación laboral en temas de granja, en temas religiosos, deportivos, entre otros. Será un centro de terapia estilo campestre”, acotó Marulanda.
Los tratamientos tendrían una duración mínima de 6 meses que se podría extender por un año. Esto iría acorde a los procesos de rehabilitación que se desarrollan en otras partes del mundo.
Una vez este terminado este centro de rehabilitación, funcionará como una sede del Hospital Mental de Risaralda (Homeris), para de esta forma evitar que se generen costos administrativos.

No incluye
Por el momento no se contempla incluir tratamientos para dejar de consumir bebidas alcohólicas y tabaco. Esto porque las personas que usan estas sustancias, requiere de procedimientos diferentes para dejar este consumo.
El Secretario de Salud señaló que “en Risaralda ya estamos trabajando para contar con lo que denominamos una clínica antitabaco que no sería un espacio físico, sino que se prestaría atención con un equipo de profesionales en neumología”.
Para el caso de los alcohólicos, el funcionario mencionó que no sería correcto mezclarlos con los usuarios de sustancias estupefacientes ilícitas, porque esto podría generar inconvenientes a la hora de implementar los tratamientos.

 

Destacado I

Alrededor de $6.000 millones se invertirán en la construcción, dotación y puesta en operación del centro de rehabilitación de consumidores de sustancias estupefacientes en Risaralda.

 

Destacado II

El centro de rehabilitación se construirá en la vereda Sabanitas del municipio de Dosquebradas, en un lote que fue donado por la Alcaldía del Municipio Industrial.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -