Bares, discotecas y demás establecimientos nocturnos, no salen del ‘guayabo’ del Covid- 19

Sin duda alguna el sector más golpeado económicamente en Colombia por cuenta de la pandemia, es el del entretenimiento nocturno. Las discotecas están cerradas desde hace meses, los bares han podido funcionar con varias restricciones de horario y de aforo, lo mismo ha ocurrido con salones de bailes, entre otros establecimientos del sector.

Aseguraron los manifestantes que esperaban que el 2021 comenzará con un mejor panorama para ellos, sin embargo este año también ha tenido restricciones que afectan principalmente a este sector del entretenimiento nocturno.

Precisamente una de las principales arengas durante la protesta, la cual generó un caos vehicular en Pereira y Dosquebradas, fue ¡No más Toque de Queda y Ley Seca en Risaralda!

Señalaron los líderes de la manifestación que ellos fueron los primeros en parar cuando el Coronavirus llegó al país, y durante el aislamiento obligatorio (cuarentena) mantuvieron sus negocios clausurados por las restricciones impuestas por el Gobierno nacional, lo que llevó a que muchos cerraron definitivamente sus establecimientos ante la imposibilidad de continuar pagando arriendo y otras obligaciones, lo que produjo despidos masivos.

Julián Dávila Marín, uno de los líderes de la manifestación, aseguró que “exigimos el derecho al trabajo. Éramos más de 3.300 establecimientos de entretenimiento nocturno y no sobrevivimos ni siquiera 600. Ya se han perdido alrededor de 8.000 empleos directos e indirectos, por eso pedimos al Gobernador de Risaralda que no ponga más medidas restrictivas, nos están enterrando”.

 

Protocolos

En los últimos meses del 2020, el Gobierno nacional autorizó la implementación de un plan piloto para la reapertura de bares y la venta de bebidas alcohólicas en restaurantes, no obstante en el crecimiento de los contagios de Covid- 19 en varias ciudades del país, entre ellas Pereira, hizo que esta plan quedará con restricciones.

La situación para el sector del entretenimiento nocturno empeoró a finales de diciembre del año pasado, cuando se decretó la medida de Toque de Queda en la totalidad de Risaralda, lo que acortó el tiempo de funcionamiento de los bares. Posteriormente en las primeras semanas de enero de 2021, se determinó la aplicación de la Ley Seca para el puente festivo de Reyes.

Aunque los propietarios y trabajadores del sector mencionado, son conscientes de que el Coronavirus sigue presente en el país, mencionan que ellos están en la capacidad de cumplir con los protocolos de bioseguridad y no generar aglomeraciones tan significativas como las que se están registrando en Megabús, en la zona céntrica de Pereira o en algunos establecimientos comerciales.

Reacciones

Mario Ríos

“Decidimos protestar porque las medidas restrictivas en Risaralda nos tienen completamente afectados y prácticamente en la pobreza absoluta. Ya no tenemos como pagar arriendo, los servicios, ni siquiera contamos con lo necesario para llevar el pan a nuestros hogares. Miles de empleos se han perdido y por eso le pedimos al Gobernador que nos de una solución pronta”.

 

María Carvajal

“El Toque de Queda y la Ley Seca nos tiene muy afectados, no entendemos porque en el día se pueden abrir los negocios generando aglomeraciones, pero por la noche no dejan, acaso el Covid- 19 descansa de noche, acaso no es posible contagiarse en el día, por eso es que decimos que no tienen sentido las restricciones que se están implementando en Risaralda”.

 

Gustavo Zuleta

“Que nos dejen trabajar, eso es lo que pedimos desde el sector del entretenimiento nocturno. Hacemos un llamado a los alcaldes de Pereira y Dosquebradas y al Gobernador, para que no sigan implementando medidas que acaben con los negocios y produzcan desempleo. Según cuentas el Covid está en las discotecas, bares y cantinas y no en el Megabús, centros comerciales, bancos y demás”.

 

Juan Ossa

“Somo el sector más afectado por la pandemia. Son alrededor de 10 meses los que llevamos sin poder trabajar y desafortunadamente no vemos que la cosa vaya a mejorar en el corto plazo. Son miles de familias las que se han visto afectadas con el cierre de estos establecimientos, familias que ganaban su sustento diario y que hoy en día no saben que hacer ni donde buscar ayuda”.

 

 

Deja un comentario