El desarrollo humano será una prioridad: Víctor Manuel Tamayo

Fernando Pineda Ortiz

Una Risaralda social, educada y sostenible, son los tres pilares fundamentales del mandato que inició el gobernador Víctor Manuel Tamayo Vargas.

Así lo reiteró el mandatario de los risaraldenses ante una multitud de ciudadanos conglomerados en la plaza de Bolívar de Pereira, donde Tamayo Vargas también recibió la banda con la bandera y el escudo del departamento, la cual fue impuesta por una mujer nativa de la comunidad embera.

Al asumir las riendas de esta sección del país, el gobernador entregó un mensaje claro y contundente de unidad en torno a Risaralda y aseguró que su gestión se sustentará en tres grandes pilares: Risaralda Social, Risaralda Educada y Risaralda Sostenible.

El mandatario -quien estuvo acompañado de su esposa y Primera Dama Nathalia Sierra, sus hijos, familiares, amigos, equipo y seguidores; donde también tomaron posesión de sus cargos los alcaldes de Pereira, Carlos Alberto  Maya López y de Dosquebradas, Jorge Diego Ramos Castaño- recalcó en su discurso que sus prioridades de gobierno inician con aspectos tan álgidos como la salud, educación, convivencia ciudadana, obras públicas y seguridad alimentaria, los cuales requieren de una pronta intervención.

Hizo énfasis en la situación del Hospital Universitario San Jorge de Pereira, afirmando que se encuentra en cuidados intensivos, por ello liderará un plan de salvamento que requerirá de un esfuerzo compartido “con convicción, principios y absoluta transparencia administrativa para combatir las dificultades que padece”.

Seguridad alimentaria

La política de Seguridad Alimentaria será una de las principales banderas sociales. El Programa de Alimentación Escolar, PAE, garantizará la calidad y oportunidad de cada una de las raciones entregadas en las instituciones educativas de los 12 municipios no certificados.

“Presentaré un Proyecto de Ordenanza a la Asamblea para empoderar las Escuelas de Padres de Familia de manera en que realicen veeduría sobre la calidad del Programa de Alimentación Escolar, a fin de garantizar que las raciones suministradas cumplan con los estándares de calidad y nutrición requeridos, en el tiempo previsto”.

Frente a las políticas de bienestar social, el Gobernador resaltó que “estamos prestos a trabajar para liberar a Risaralda de la tiranía de la pobreza, velar por los intereses de la población menos favorecida, proteger a nuestra juventud del terrible flagelo de las drogas, el microtráfico, dignificar el rol de la mujer en nuestra sociedad, atender al discapacitado, prevenir el maltrato infantil, el embarazo adolescente, promover la defensa de los derechos de nuestros adultos mayores, fomentar las escuelas de padres, generar políticas de inclusión social, ambiental y de diversidad, proteger nuestras instituciones y facilitar el acceso a microcréditos de manera en que nuestros coterráneos no sigan siendo víctimas del asecho de los gota a gota”.

La seguridad

En su alocución se comprometió con una Risaralda Segura, libre del flagelo del secuestro. Por tal razón, solicitará al Presidente de la República que regrese la Brigada Móvil a la zona de frontera con el Chocó, para preservar el orden público y garantizar la seguridad de todos.

De otro lado, precisó el Gobernador que instituciones como la Cárder deberán recuperar su credibilidad, sobre la base de la transparencia de su accionar administrativo, jurídico y ambiental.

“No hay derecho que hoy nuestra Corporación Autónoma sea la más investigada que haya en Colombia”, precisó Tamayo Vargas.

Deportes

En el discurso el mandatario dijo que este será el gobierno de los Vigésimos Segundos Juegos Nacionales y Paranacionales 2023, “estas justas serán la oportunidad para fortalecer los clubes, ligas y escuelas de formación deportiva, apoyar a los deportistas de alto rendimiento y, en especial, las jóvenes promesas. Los Juegos Nacionales serán la gran vitrina deportiva, comercial y turística de Risaralda y el Eje Cafetero”.

En materia de productividad y desarrollo económico, el mandatario dijo que sus prioridades para avanzar en la prosperidad económica que necesita Risaralda, fomentarán la formación para el trabajo, el emprendimiento, la consolidación del comercio, servicios, protección y crecimiento del campo, que conforman el modelo de sostenibilidad y desarrollo que se liderará.

“Nosotros construimos la Planta Procesadora de Plátano en Belén de Umbría, la cual hoy genera más de 60 empleos. Queremos apostarle a la agroindustria. Haremos la gestión correspondiente para que las plataformas comerciales asentadas en Risaralda compren productos hechos en Risaralda que no tienen absolutamente nada que envidiarle a los procedentes de otras regiones del país”.

Con la Zona Franca, el Centro Logístico, la Plataforma Logística del Eje Cafetero y las estrategias de internacionalización se generarán estrategias de atracción de inversión extranjera, dinamizando el crecimiento de las exportaciones, mejorando la comercialización y los procesos de valor agregado de los productos de los 14 municipios, 687 veredas y 34 corregimientos.

“Se avanzará en la Ruta de la Economía del Conocimiento, la inversión en Ciencia, Tecnología e Innovación, las nuevas Tecnologías de Información y Comunicación, TIC, la Economía Naranja y la consolidación de los clústeres del departamento”.