18.4 C
Pereira
lunes, enero 30, 2023

Motivos por los que algunas personas temen ir al psiquiatra

En la actualidad aún circulan muchos mitos acerca de la psiquiatría, ideas preconcebidas y miedos infundados que mantienen lejos de las consultas a mucha gente que en realidad lo necesita.

La psiquiatría es una rama de la medicina especializada en investigar, prevenir y tratar los problemas de salud mental, pero la gente desconoce que esta es una acertada opción que brinda recursos eficaces para mejorar la calidad de vida de las personas en lo relativo al bienestar emocional y a los patrones de comportamiento adecuados para vivir de la manera más autónoma posible.

¿Por qué hay personas que se niegan a ir al psiquiatra ?

En temas tan serios como la salud mental, los seres humanos no siempre toman decisiones bien informadas y basadas en la razón, muchas veces son los prejuicios y los mitos transmitidos los que determinan si alguien va a terapia o no; estos son los más habituales:
El auto-estigma: en la historia, los problemas de salud mental han estado asociados a un fuerte estigma social, la idea de que quienes necesitan tratamiento ante esta clase de problemas son personas “menos dignas” o incluso que a duras penas son seres humanos. Debido a ello existe mucha gente que se niega asistir a los servicios de psiquiatría, con tal de no pensar en estos problemas e implicaciones de reconocer que sí requieren apoyo médico.

La vergüenza a causa de la presión social: hay quienes no van a terapia para no asumir que existe un problema (reconociendo que si lo hay pero rechazando la idea, por el auto – estigma) es cierto también que existe el miedo a recibir el estigma por parte de los demás si se enteran de que no se necesita ir al psiquiatra.
Por suerte, en los últimos años se ha normalizado lo relativo a los servicios de asistencia de salud mental y aunque estos centros de salud manejan total confidencialidad, el estigma es hoy en día el más débil.

Una percepción sesgada sobre los problemas de salud mental: algunas personas creen que la psiquiatría solo existe para tratar determinadas patologías muy graves o que presentan síntomas muy llamativos, como las convulsiones, los brotes psicóticos y en definitiva todas las alteraciones en las que se nota claramente que hay un problema de salud.

Prevención

Se debe comenzar desde ya, en la escuela y la familia, hay que poner atención a lo que hacen, a lo que sienten, qué piensan, cómo interactúan con la gente que viven y trabajan, y tener presente que hay especialistas que pueden ayudar no sólo a atender un problema de salud mental, sino a mejorar y mantener una estabilidad emocional y mental.
Los problemas más frecuentes detectados son: depresión, ansiedad, autolesiones, intentos de suicidio, violencia, consumo de alcohol y sustancias, trastorno de límite de personalidad y déficit de atención con hiperactividad, entre otros.

Sucede que…

La intervención psiquiátrica también es necesaria en casos en los que el problema a tratar es algo más útil y no existe una diferencia cualitativa entre los conceptos de “salud” y “enfermedad”, sino que es más bien cuantitativa por ejemplo, ocurre en algunas formas de depresión que trae consigo trastornos de ansiedad.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -