La variante está abierta a los vehículos

Después de varios días de cierre, la variante La Romelia-El Pollo fue abierta para el paso de vehículos. Tras finalizar la remoción de la tierra que había caído sobre la vía y efectuar el lavado de la misma, las autoridades dieron apertura a este corredor vial, uno de los más transitados de Pereira.

Como se puede apreciar en la imagen, en la zona del deslizamiento se construyó una especie de muro de contención bajo la modalidad de bolsacreto, la cual evitará que vuelva a darse un taponamiento en la variante en este sitio específico.

La habilitación de la vía tendrá restricciones, ya que según mencionó el Alcalde de Pereira, tras sostener reunión con el director de Invías y el Presidente de la República, afirmó que la vía estará abierta de 6:00 a. m. hasta las 6:00 de la tarde, porque en la noche se hace difícil el monitoreo del talud.

Hay que tener en cuenta que en esta zona se sigue moviendo la tierra, inclusive aún se puede ver salir agua del mismo, por lo que no se descarta más deslizamientos a lo largo de la vía, teniendo en cuenta que se ha presentado caída de tierra en otros puntos. Con esta apertura se espera que disminuya el tráfico vehicular en las avenidas 30 de Agosto y Sur, por donde se estaba desviando el tráfico que circulaba por la variante.

Compartir

1 comentario en “La variante está abierta a los vehículos”

  1. Recuerdo a quienes manejan los taludes que los guaduales también regulan la humedad de la tierra y
    amarran los terrenos susceptibles de derrumbes, porque en Risaralda nada se hace por el mantenimiento
    de los guaduales, ni la aprovechan en las construcciones de viviendas sismo-resistentes para estratos bajos en donde se ahorrarían hasta el 50 % comparado con las casas de cemento, ladrillo, arena, hierro…
    Como podemos ver en Pereira y Dosquebradas los guaduales ocupan las orillas de los ríos y caen a sus causes ocasionando represamientos y desbordamientos. conjuntamente con las basuras que arrojan a los mismos.

Los comentarios están cerrados.