24.4 C
Pereira
domingo, agosto 14, 2022

El Chonta, para bailar y pensar 

El sonido de las gotas de agua al caer es, para muchos relajante, llama al pensamiento, a la meditación. La marimba de chonta asemeja este sonido y aunque de igual forma tiene la capacidad de llevar a la mente a lo profundo, en Colombia la marimba evoca rumba, sabor, baile y expresión de un territorio que apenas estamos descubriendo en el resto del país.

Al igual que muchos instrumentos musicales que hoy forman parte del folclor colombiano, la marimba viene de tierras muy lejanas. Su origen es africano y llegó a este continente con los esclavos. En el pacífico se construye con la palma de chonta y su afinación es de oído con base en las voces de las tradicionales cantaoras.

Este sonido dulce, sabroso, sedujo a un músico pereirano que encontró en la marimba uno de los instrumentos que lo acompaña en sus producciones y ahora puede decirse que incluso en su ADN, pues hasta su nombre artístico hace honor a él.

Sandro Fabián Muñoz es el Chonta, un músico que esconde más virtudes de las que muestra en sus presentaciones con la Banda Sinfónica de Pereira donde es el percusionista.

“El acto de crear es un ejercicio diario y requiere confianza, confiar en que sí va a resultar,  es un poco difícil, me tomó muchos años. Hay que involucrar su ser, concentrarse en ello, pensar en ello, tener la cabeza inundándose de ello”.

En el mundo musical de la ciudad sin duda se destaca su talento al interpretar los timbales, el bongó, los tambores y las congas. Quienes lo conocen más de cerca, saben que también toca batería, la guitarra y el pian

o y muchos desconocen que tiene una voz potente y a la vez dulce ideal para interpretar la salsa y el son cubano.

Pero tal vez la principal virtud de el Chonta es su capacidad de creación. Sandro compone su música, las letras de sus canciones, hace los arreglos y produce el disco, aunque sea una frase decajón, él sí es el hombre orquesta.

Y una faceta aún más desconocida tiene que ver con la fabricación de instrumentos; sí, el Chonta es todo un luthier pero de instrumentos de percusión y en Pereira es uno de los pocos que se atrevió a construir su propia marimba, aunque sus manos también le han dado vida a tambores y congas.

“Todo en mi carrera nace de la necesidad. Una de las problemáticas de estudiar percusión es que los instrumentos son muy caros; hace como 15 años estaba trabajando en un bar de la vía a Armenia y uno de los clientes que es de Cali y tenía una ebanistería, me propuso hacer una marimba, yo nunca le digo que no a los retos y quería hacer una para mí y lo logramos. Empezamos haciendo unas marimbas sencillas diatónicas y luego hicimos una cromática”.

Esta creación de instrumentos no ha parado y en su estudio-taller tiene varias marimbas que está construyendo a medida que realiza otras actividades.

Estudio

En la entrevista Sandro reiteró que en parte su capacidad de crear obedece de una necesidad y esto se aplica de nuevo a la decisión de ‘montar’ su propio estudio de grabación y producción. “Uno asiste a los estudios y se da cuenta de que es muy caro, una hora puede valer 50 mil pesos. Además, el productor que me atendía me decía esto no se puede hacer, hágalo así, yo al final me dejaba guiar y cuando terminaba me decía, eso no era lo que yo estaba buscando.

Entonces un día tomé una decisión: o ahorro 10 o 15 millones de pesos para grabar un álbum o invertir en los equipos poquito a poco y un día tener la posibilidad de grabar música el resto de mi vida”.

Y ese momento llegó, ahora el Chonta tiene su estudio en un espacio amplio, en medio de la tranquilidad del campo, donde ni siquiera necesita insonorizar y cuenta con la libertad de grabar todo lo que quiera en el tiempo que requiera invertir, eso se traduce en calidad y libertad creativa total.

Y justo eso representa en su álbum.

El Chonta, su álbum

La capacidad creadora de el Chonta se refleja en su álbum ‘El Chonta, los zapatos de rosita’: compuso las canciones, la música, hizo los arreglos y cantó las letras. “En este primer álbum quería lanzarme como cantante, procuré no tocar ningún instrumento y nutrirme de otros músicos, estoy muy agradecido con todos porque pusieron su grano de arena y el cariño musical que necesitaba para esta propuesta”.

El disco suena a Colombia en su máxima expresión. “En este álbum hice lo que yo quería hacer que era fusionar los ritmos colombianos como lo hicieron los cubanos. Digamos los ritmos que vinieron del áfrica como la cumbia, el chandé, la tambora, las fusioné con las congas un instrumento que me gusta mucho y le puse batería que lo hacen también los cubanos, es decir utilicé todos los instrumentos antillanos para fusionar los ritmos colombianos”.

En cuanto a las letras, la producción no se parece en nada a lo que muchos están haciendo por el afán comercial.

“Tienen un sentido social”, enfatiza el Chonta. Agrega que todo lo que hace tiene un sentido para sí mismo y quiere que lo tenga para los demás, que les llega de manera profunda con un mensaje. “Hay un tema que se llama ‘Tranquilo’, habla sobre la importancia de decir no. Es lo que yoquisiera decirme a mí mismo en cuanto a los problemas y dificultades que he tenido en mi vida”.  

“El album es como un respiro, el mundo lo necesita que hablemos y de cosas diferentes a la guerra, al sexo a vanidad, a cosas vanales que no construyen nada, es como un bálsamo”.

“Hay otro tema donde hablo de la angustia de la comunicación entre hermanos, donde no hay mucha tolerancia, al final el coro termina siendo hablemos con el corazón”.

Y así son todas las canciones que entre son y son inspiran un pensamiento, pero también a bailar y gozar. “La música espara todo momento. Musicalmente es muy rica, rítmicamente también, las letras tienen una moraleja o algo que queda para la vida o te puede motivar, no hay un momento específico para oírlo es música para disfrutar”. 

El Chonta viene de una familia de artistas, uno de sus hermanos es John Elver Muñoz artista plástico y otro Hernando Muñoz, también músico.

Su vida

El Chonta estudió tres semestres de música en la Universidad Tecnológica, pero se fue para el conservatorio de Cali buscando la especialidad en percusión. Fue alumno del maestro Gualajo en Cali, el rey de la marimba en el mundo.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -