Mínimo Vital seguirá en esta administración municipal

A través de este programa, se brinda un beneficio en la factura del servicio de acueducto a las personas de estratos 1 y 2. Miles de suscriptores ya se han y siguen haciendo parte de esta iniciativa social.

Teniendo en cuenta la aceptación que ha tenido el programa, los beneficiarios del mismo recibieron la buena noticia por parte del alcalde de Pereira, Carlos Alberto Maya López, que en su administración continuará esta iniciativa.

Con corte a octubre del 2020, un total de 11.678 usuarios del servicio mencionada, hacen parte del programa y ya se han emitido varias facturas con valor de $ 0, lo que significa que los suscriptores han consumido 6 o menos metros cúbicos de agua en el mes.

Es importante mencionar que el programa brinda gratis a los beneficiarios del mismo, 6 metros cúbicos de agua potable gratis, por lo que sí uno de los suscriptores sobrepasa dicha medida, solo se le cobra por los metros cúbicos extra.

Según informó el mandatario de los pereiranos, la idea en este periodo de gobierno, no solo es aumentar el número de usuarios con este beneficio, también ampliarlos a otros servicios público como el de energía, gas natural y aseo.

Según datos de Aguas y Aguas, en Pereira a octubre del 2019, habían 5327 usuarios beneficiados con el Mínimo Vital en el estrato 1 y un total de 6351 en el estrato 2.

Hay que tener presente que para hacer parte de esta iniciativa, no solo hay que pertenecer a uno de los estratos mencionados, sino que los usuarios deben inscribirse en el programa y una vez cuenten con la aprobación, empezarán a recibir el beneficio, el cual puede llegar hasta una factura de $ 0.

Ahorro

Con el programa no solo  se busca beneficiar a las personas más necesitadas, también tiene otro propósito y es hacer que los usuarios hagan un consumo responsable del agua.

Y a pesar de que esta no es la única razón, en Pereira cada vez los usuarios del servicio de acueducto ahorran el líquido vital, inclusive es la acción que más efectúan en pro del medio ambiente, así se ha evidenciado en las diferentes encuestas de calidad de vida.

Aunque la capital risaraldense no ha sufrido desabastecimiento de agua en varios años, cada vez se deben hacer más esfuerzos para que el consumo de este líquido sea menor y así no tener graves consecuencias a futuro.