Avanzan obras de mitigación del riesgo en costado del Aeropuerto Matecaña

El talud del costado norte del Aeropuerto Internacional Matecaña, ha generado emergencias en años anteriores debido a deslizamientos de tierra, situación que preocupa sobremanera a los habitantes de los barrios aledaños, quienes temen que un alud los pueda sepultar al interior de sus viviendas.

La obra de mitigación consistente en la construcción de un muro de contención, esta a cargo del concesionario del aeródromo, OPAM (Operador Portuario Aeropuerto Matecaña).

El Diario visitó la obra pudiendo comprobar que varios obreros se encuentran trabajando sobre el talud, además algunas de las intervenciones se efectúan con maquinaria especializada para este tipo de proyectos de mitigación.

Personas que viven cerca al barranco mencionado, le manifestaron a El Diario, que esperan que esta vez se haga una obra que ponga fin al riesgo y el temor que por años han tenido, especialmente durante la temporada de lluvias, porque constantemente se ve movimiento en el talud.

 

Un riesgo mayor

A pesar de la zozobra que generan los taludes del aeropuerto Matecaña, los habitantes del barrio del mismo nombre del aeródromo, conviven con un riesgo más grande. Se trata del talud que da contra la variante La Romelia- El Pollo, el cual ha registrado dos grandes deslizamientos de tierra en 2019 y 2020.

En este sector se desarrollan obras en el barranco para darle más estabilidad, pero a futuro también se tendría que construir un muro de contención que permita disminuir considerablemente el riesgo en la zona.

Hay que recordar que cientos de familias del conjunto cerrado Portal de la Villa y del barrio Matecaña, tuvieron que ser evacuadas de sus viviendas, ante el inminente riesgo que registraba la zona. También hay que mencionar que en el deslizamiento ocurrido en junio de 2019, un total de 4 personas perdieron la vida cuando transitaban por la variante mencionada y fueron sepultadas por el alud de tierra.

 

Pie de foto: La comunidad del sector de Matecaña recuerdan que el año pasado, un deslizamiento de tierra en uno de los taludes del costado norte del Aeropuerto de Pereira, le costó la vida a un residente de la zona.

Deja un comentario