Homenaje de Risaralda a dos héroes de la patria

Luego de un año del atentado en la Escuela General Santander, el recuerdo de los dos jóvenes risaraldenses que perdieron la vida en dicho ataque sigue intacto en la memoria y el corazón de sus familias, quienes los recuerdan con amor, orgullo y nostalgia.

Los Héroes Caídos

Los jóvenes risaraldenses llevaban 18 meses en la Escuela General Santander y se destacaban por su liderazgo, vocación de servicio y compromiso en cada una de las actividades que realizaban.

El joven pereirano de 20 años era el mayor de dos hijos, es recordado por sus padres como excelente hijo, gran persona y deportista destacado.
Molina Peláez se sentía orgulloso de pertenecer a la Policía Nacional y manifestaba su amor hacia la institución publicando fotografías con su uniforme de cadete, las cuales acompañaba con frases como “Si trabajas en lo que amas, nunca será un trabajo”, “Quien no vive para servir, no sirve para vivir, Dios y Patria”; “(…) Soy Cadete de Colombia”.

Diego Alejandro se destacaba en la institución por ser un gran deportista, había recibido distinciones.

Antes de hacer parte de la Escuela General Santander, Diego Alejandro Molina se destacó como deportista de alto rendimiento en la ciudad, fue arquero de diferentes equipos, entre ellos de la Escuela del Deportivo Pereira y en las inferiores de Millonarios y Santa Fe. Participó en la Copa Ciudad Pereira en el año 2016.
Por su liderazgo, Molina Peláez era considerado un excelente cadete, el día del atentado fue nombrado como Brigadier en la escuela.

 

Otra víctima

Por su parte Juan David Rodas Agudelo, belumbrense de 21 años de edad, era un enamorado de la Institución; su deseo de servirle al país crecía cada día que avanzaba en su carrera. A sus familiares les manifestaba que estaba convencido de que ser policía era la vocación de su vida.

Rodas Agudelo pertenecía a la banda de guerra de la escuela y tocaba la trompeta, ese 17 de enero participó en la ceremonia de ascensos y condecoraciones.

Rodas Agudelo era el orgullo de la familia, es recordado por sus seres queridos como un joven alegre, excelente estudiante, compañero, hermano e hijo, todo un caballero, el mayor de dos hermanos; el hombre que había decidido servirle al país.

Luego de graduarse de bachiller, Juan David prestó servicio militar en la Infantería de Marina y a su regreso les informó a los padres su deseo de ser oficial.
Ingresó a la escuela en el año 2017, soñaba con ser general de la República y poder servir a la comunidad.

Según sus familiares “era uno de los mejores cadetes y por eso le daban más permisos para viajar a Pereira, lo querían mucho en la institución y era muy juicioso, estaba feliz, siempre que hablábamos con él se sentía orgulloso de pertenecer a la Policía.”

Ambos risaraldenses se habían reincorporado a la escuela los primeros días de enero tras haber pasado la temporada de diciembre con sus familias.

 

En memoria

En honor a los 22 cadetes fallecidos la Alcaldía ordenó la siembra de 22 pinos vela en el parque La Paz.
Asimismo, la Cárder tiene como muestra de solidaridad, plantar 22 árboles en su predio.
La Policía Metropolitana de Pereira realiza cada mes en su comando, una misa en memoria de los subtenientes risaraldenses.
La Policía Nacional ha brindado apoyo permanente a las familias de las víctimas, quienes han recibido orientación sicológica y apoyo de sacerdotes.

 

Homenaje 

– Hoy a las 10:00 de la mañana en memoria de los subtenientes fallecidos, se celebrará en la Catedral Nuestra Señora de la Pobreza la eucaristía y en Valle de los Recuerdos la ofrenda floral. Compañeros de la Escuela de Carabineros Alejandro Gutiérrez, acompañarán el coro y realizarán calle de honor.
– A las 6:00 de la tarde se dará una misa el municipio de Belén de Umbría, por Juan David quien era oriundo de ese municipio.

 

En Pereira y Belén de Umbría se rinde hoy homenaje póstumo a los cadetes fallecidos a través de actos litúrgicos.

 

El llamado de las familias

Los familiares de Diego Alejandro y Juan David piden a la institución no cesar las investigaciones hasta dar con los responsables de tan atroz hecho.

También declararon que por la falta de precaución no garantizaron la seguridad de los cadetes. Ellos como padres, estaban confiados de que en las instalaciones de la escuela General Santander, sus hijos estaban a salvo.

 

Por medio de la Ley 1998, el Gobierno nacional autorizó el ascenso póstumo de los 22 cadetes caídos en el ataque a la Escuela de la Policía

 

Ley 1998 del 14 noviembre 2019

– La Ley 1998 de 2019, que establece el reconocimiento prestacional y pensional a los beneficiarios, fue radicada por el Gobierno nacional en el Congreso de la República, el 20 de julio de 2019 para rendir homenaje a la memoria de los estudiantes víctimas del terrorismo.

– La norma autoriza al Gobierno nacional para ascender de forma póstuma a los estudiantes fallecidos, y otorgarles el reconocimiento prestacional y pensional a los beneficiarios.

– Así mismo, dispone la construcción de un monumento conmemorativo y establece el día 17 de enero de cada año como fecha oficial del Estudiante de las Escuelas de Formación de la Policía Nacional de Colombia.

– La medida señala que la estudiante ecuatoriana Erika Sofía Chico Vallejo, quien murió en el atentado, tendrá el reconocimiento de la nacionalidad colombiana por adopción.

 

Fueron ascendidos de forma póstuma a subtenientes los cadetes:

– Juan Diego Ayala Anzola
– Alan Paul Bayona Barreto
– Carlos Daniel Campaña Huertas
– Andrés Felipe Carvajal Moreno
– Andrés David Fuentes Yepes
– Cristian Fabián González Portilla
– Fernando Alonso Iriarte Agresot
– Johnatan León Torres
– Juan Felipe Manjarrés Contreras
– Christian Maquilón Martínez
– Diego Fernando Martínez Galvis
– Juan Esteban Marulanda Orozco
– Diego Alejandro Molina Peláez
– Alfonso Mosquera Murillo
– Iván René Muñoz Parra
– Cesar Alberto Ojeda Gómez
– Diego Alejandro Pérez Alarcón
– Estiven Ronaldo Prada Riaño
– Juan David Rodas Agudelo
– Oscar Javier Saavedra Camacho
– Johnatan Efraín Suescún Garcia
– Erika Chico Vallejo, de nacionalidad ecuatoriana