Incursionar en el comercio exterior genera más competitividad regional.

Los procesos de importación y exportación forman parte de del éxito para numerosas empresas. La globalización ha hecho necesario que los actores implicados en la economía se posicionen desde una perspectiva integral para crecer a la par de los mercados competitivos y cambiantes que nos rodean. En este sentido, las exportaciones y las importaciones representan beneficios y abren oportunidades.

De acuerdo con Procolombia, hay aproximadamente 3.500 compradores de 57 países que pueden hacer negocios con alrededor de 1.900 empresas colombianas, según afirmó en el foro “El papel de las exportaciones no mineras en la reactivación económica de Colombia”.

“Las empresas que exportan tienen una posibilidad de crecimiento de entre 30% y 45%, lo que convierte a la exportación en una actividad importante para el crecimiento y el desarrollo empresarial. Datos que demuestran la importancia de expandir los procesos de comercio locales al panorama internacional” expresó Laura Valdivieso, viceministra de Comercio Exterion, en el marco del foro.

 

Comercio transfronterizo

El potencial exportador de empresas colombianas puede impulsarse a través del comercio electrónico transfronterizo, un aliado que ha tomado fuerza tras la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia del covid – 19.

La tercera parte del comercio mundial en los próximos 5 años se concentrará en comercio electrónico. India, España y China se proyectan como los principales mercados con las mayores tasas de crecimiento en ventas.

En este sentido, más allá de los hidrocarburos, Colombia cuenta con innumerables productos y servicios que pueden ser de interés para los mercados extranjeros.

 

Beneficios

Dar el paso hacia el camino de la exportación o la importancia, trae grandes beneficios empresariales ya que explorar nuevos mercados de inversión y expansión en el exterior, así como importar innovaciones para la operación y la logística empresarial, aumenta la competitividad de las organizaciones. Las experiencias comerciales internacionales aportan conocimiento y habilidades que pueden llegar a implementarse en el mercado local, mejorando la eficiencia y los resultados.

Saber incursionar en el comercio exterior y tener presencia en más de un mercado puede aliviar las pérdidas ocasionadas por posibles fluctuaciones y mantener la sostenibilidad del negocio ya que las fluctuaciones económicas que se presentan en los mercados afectan las ganancias y el capital disponible de las empresas.

Así mismo incursionar en un mercado internacional con un perfil adecuado y más amplio de clientes que generen mayor demanda, incide en la producción, ventas y rentabilidad de las empresas. Es oportuno analizar con anterioridad el mercado óptimo para tener presencia.

El crecimiento empresarial va de la mano con el desarrollo social. Tener una mayor demanda y ampliar las operaciones requerirá de mayor talento humano y contrataciones, lo que impacta la dinámica económica de los países involucrados.

 

Tener en cuenta

Participar en un entorno global es una estrategia para trabajar por la continuidad del negocio a largo plazo. Para hacerlo, es pertinente estudiar el mercado, cumplir con la normativa de cada país para comercializar los productos y servicios, cuidar los aspectos de logística, tener en cuenta las implicaciones aduaneras y la canalización de divisas, entre otros factores.

Deja un comentario