19.5 C
Pereira
jueves, julio 7, 2022

Fidelizar a los clientes también es importante para sobrevivir a la crisis

Es tendencia

- Advertisement -

En tiempos en donde muchos empresarios y emprendedores están tratando de innovar, cambiar su modelo de negocio para adaptarse a la crisis y llegar a nuevos mercados y clientes. Para otros lo más importante es lograr mantenerse con lo que han venido haciendo y lograr fidelizar y apoyando a esos clientes que tanto les han ayudado para el desarrollo de sus negocios.

Al menos esto es lo que piensa Iván Yepes, propietario de la comercializadora de café Ambrosia, quien después de estar 9 años en el mercado y logró llegar a mercados nacional e internacionales, haciendo alianzas con hoteles, algunas empresas y entidades para vender su producto y así mismo incentivar el consumo interno del grano.

Debido a que las empresas en donde se estaba distribuyendo el café hacen parte de los sectores que sean visto más afectados y que no tienen una fecha de apertura definida, ahora su mayor prioridad en este momento es lograr mantener su marca y a través de esa brindar el apoyo necesario a las superficies que le dieron la oportunidad de darse a conocer y comercializar sus productos.

“Mantenerse en este momento es lo más importante y confiar en los productos que tenemos, y ahora hay que apostar es a ser más dinámicos en el mercado y la venta online y ver cómo llegar a más gente. Desde mi punto de vista este no es el momento de hacer cosas extraordinarias porque podría implicar la quiebra de un negocio. En ese aspecto estamos manejando una estrategia con nuestros aliados con la que buscamos más que todo fidelización y apoyarlos para poder fortalecer las ventas una vez vuelvan arrancar sus negocios” expresó el empresario.

Clientes fieles

Dentro de las medida que se han diseñado para poder ayudar a sus aliados y mantener su marca vigente, se encuentra trabajando en dos frentes. El primero esta enfocado en uno de los sectores más aporreados por la crisis de coronavirus, como es el sector hotelero, de restaurantes y cafeterías. Allí se están brindando una serie de capacitaciones a través de videoconferencias, tanto para el personal que manejan las máquinas de preparar café, para que tengan conocimientos más a fondo y técnicos de cómo sacar una buena tasa, como sacarle todas las propiedades, así como también se dan a conocer  preparaciones derivadas de este producto.

Estos conocimientos con fundamentales también a la hora de vender el producto y poder atrapar al consumidor dándole a entender que se va a tomar un café de excelente calidad.

“Esta es una medida que si bien no nos ha generado ventas, si nos ha generado fidelización y así también ayudamos a impulsar sus ventas una vez se reactive este sector completamente. En este momento tenemos casi que el 100 % de las carteras que no fueron canceladas, por son negocios que están sin flujo de caja y seguramente nos va tocar apalancar esos clientes cuando vuelvan a sus actividades” agregó Yepes.

Por otro lado la afectación del sector turismo también ha perjudicado a la comercializadora, pues la venta de sus marcas de café tostado, Tulia y María y Café Salento; se veía altamente influenciada por parte de los turistas que llegaban a esta región, por lo que en este sentido ya se alistas algunos descuentos para poder terminar con el inventario que tenían antes de iniciar la pandemia.

 

Consumo barato

Igualmente, argumenta Yepes, aunque sus marcas se encuentran ubicadas en varios supermercados, el consumo de este tipos de cafés no ha aumentado, pues lo que se ha disparado ha sido de cafés más económicos, bajando el nivel de ventas en este tipo de superficies hasta en un 30 %.

“El tema de los mercados y las ayudas a las personas más vulnerables, provocó que se disparará la venta de cafés más económicos y lógico sale mucho más rentable apostarle a un producto de estos que a un café premium que tiene un costo mucho más elevado. Entonces por ese lado hemos visto también una pequeña reducción en las ventas, pero igual nos hemos logrado mantener” agregó el negociante.

 

Ventas online

Como en muchos sectores y empresas, la llegada de la pandemia abrió los ojos de este empresario y evidenció que el uso de las tecnologías de la información y comunicación es fundamental para lograr sobrevivir a este tipo de crisis.

A través de las redes sociales se ha logrado abrir camino a la exportación y así poder vender su café a un precio justo para su trabajo de producción.

“En producción estamos bien, el tema ahora es el consumidor, no hay mucha demanda de producto toca jugar con el mercado mirar otros países así sea poco a poco y jugar con las ventas online a nivel Colombia, lo importante es no quedarse quieto” expresó el empresario.

 

Trayectoria

La comercializadora de café Ambrosia, nació hace 9 años en Pereira, dedicándose a la comercialización de café tostado. Actualmente cuentan con dos marcas de café, una de ella es Tulio y María, el cual se produce en el corregimiento de Altagracia en Pereira Risaralda y la maraca Café Salento, la cual sale de cafés de orígenes de Salento y de Calarcá en el Quindío.

Par aIván Yepes, propietario de la empresa, lo difícil no es comenzar un negocio. Lo más complicado es lograr mantenerse en el tiempo y tener constancia, lago que a su modo de ver le hace falta a muchos emprendedores cuando deciden iniciar su negocio y no logran pasar de los dos primeros años.

Artículo anteriorCaída libre y crisis global
Artículo siguienteVio a la muerte de frente

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -