Regreso a clases, fuerte golpe al bolsillo

Enfrentar el inicio de clases requiere planificación para los padres de familia que deben asumir estos gastos los primeros días del año, teniendo en cuenta que se viene de una temporada costosa como es la época de diciembre.

De acuerdo a la encuesta realizada por Fenalco, el gasto promedio que puede acarrear el comienzo de la temporada escolar puede oscilar entre $ 400.000 y $ 800.000 por cada menor. En los resultados presentados por la entidad se evidenció que el 50 % de los padres de familia encuestados aseguraron haber gastado un total de $ 400.000 en los útiles escolares de sus hijos, el 20 % presentó gastos entre los $ 400.000 y $ 600.000, el 16 % asumió costos entre los $600.000 y los $ 800.000, mientras que tan solo el 13 % tuvo costos por más de $ 800.000.

Este medio contactó a Manuel Díaz, un trabajador clase media y padre de familia, actualmente sus dos hijas estudian en la institución educativa Boyacá y hasta el momento se ha gastado un total de $ 1.000.000 en los útiles escolares de sus hijas, dentro de ello se encuentran uniformes tanto de diario como de educación física, chaqueta de la institución, cuadernos y textos académicos.

“En nuestro caso compramos todo el uniforme incluidos los de educación física por un valor de $480.000 solo en uniformes, y la chaqueta del colegio tiene un valor de $60.000 cada una. Para la niña que está en primaria los útiles tienen un valor aproximado de $ 120.000, mientras que para la joven que ya está en bachillerato podrían tener un costo de $ 250.000”, comenta el padre de familia.

Estos sin contar gastos adicionales que puedan resultar una vez las niñas ingresan a clases, como gastos de papelería, aseo y reparación de pupitres, así como también el gasto mensual que deben hacer para el pago de transporte.

“Estos gastos asumiéndolos una persona que solo gane el mínimo y tenga la obligación en solitario, no creo que sea posible porque a esto se le debe sumar el pago de obligaciones como arriendo, servicios y también mercado para poder hacer la lonchera diaria de sus hijos, realmente es un gran gasto el que se debe asumir al inicio de año”, agregó Díaz.

En cuanto a esto, la encuesta también reveló que el 35 % de los preguntados aseguró que su gasto en útiles escolares es mayor que lo realizado el año 2019 y tan solo un 22 % evidenció reducción en el presupuesto destinado para esta tarea. Evidenciando también que el 61 % de las personas que participaron de la encuesta revelaron no haber realizado ningún tipo de ahorro en el mes de diciembre para realizar estas compras, mientras que el 39 % de las personas consultadas aseguraron haber ahorrado para la temporada escolar.

Menor dinámica

Aunque el mes de enero es la temporada de los descuentos en el comercio, este baja un poco su dinámica debido a que el interés de los consumidores se desvía para el pago de los elementos escolares.

“Por estos días la dinámica comercial se mantiene estable, es evidente que venimos de una época en la que hay mucho flujo de personas y de visitantes que mueven mucho el sector, lo que hacemos es atacar esto con campañas especiales, temporada de descuentos que atraigan al consumidor y así seguir fidelizando al cliente”, explicó Jorge Tamayo, gerente del centro comercial Bolívar Plaza.

Así mismo Tamayo también afirmó que este puede ser un fenómeno que se puede presentar hasta el mes de marzo, por lo que la intención es seguir manteniendo estrategias para mantener el consumo habitual.

Tecnología

Sin embargo un dato que resulta muy relevante destaca que 99% de los padres de familia incluyó elementos de tecnología dentro de la lista, allí la memoria USB fue el elemento más comprado por los padres de familia, seguida de calculadora científica (18 %), impresoras (17 %) y computadores (15 %) lo que permite pensar que en Colombia avanza la digitalización educativa.

Dónde compran

En cuanto a dónde compran los colombianos en la temporada escolar, papelerías y sitios especializados, siguen siendo el lugar preferido con un 40 %, en el colegio 34 % (muchos colegios privados proveen los útiles a lo largo del año cobrando en la pensión una cuota adicional. Esta opción crece); cadenas y almacenes por departamento (22%)Eel Hueco, Sanandresitos y ferias escolares (10 %).
Según datos de Fenalco el 50 % de los padres de familia consultado, gastaron alrededor de $400.000, en la compra de útiles escolares.