Fruturo, una nueva oportunidad para pequeños agricultores

La agricultura es uno de los sectores que se ha venido fortaleciendo cada vez más en el país, con la apertura de nuevos mercados internacionales, tanto frutas como verduras cultivadas en las distintas tierras colombianas deleitan los paladares de norteamericanos, europeos y ahora asiáticos. 

Sin embargo muchas de estas oportunidades de llegar a mercados externos solo se dan para los grandes cultivadores y es así como Fruturo, una empresa pereirana, está abriendo las puertas a los pequeños cultivadores de diferentes regiones del país, a quienes ha apoyado en la exportación de sus frutas a países como Estados Unidos, países de la Unión Europea y Asia.  

Para Juan Camilo Londoño, gerente operativo de Fruturo, constituir esta empresa en el año 2016, se vio como una gran oportunidad de trabajar con los pequeños y medianos campesinos del país, después de tener varias experiencias propias en temas de exportación, decidió apostarle por estos cultivadores que muchas veces no tienen una mano que los asesore y les reconozca su trabajo y conocimiento en las labores del campo. 

Juan Esteban Estrada CRO, Juan Camilo Londoño COO y Araiza Alcalde CEO.

 

El trabajo de la empresa es ser intermediario entre los campesinos y los mercados a los cuales se va a exportar la fruta, ellos se encargan de captar los clientes, hacer el proceso de envío de la mercancía y así mismo comprar los productos a precio de exportación. 

“Vimos la oportunidad de trabajar con pequeños y medianos campesinos porque los grandes cultivadores tienen ese potencial de exportaciones, ellos ya están haciendo su gestión directamente de exportación porque tiene las capacidades y pueden salir del país hacer contactos. Pero cuando vamos al pequeño y mediano cultivador se dedica es a producir y no hace esta gestión comercial internacional y por eso decidimos enfocarnos en ellos y cerrar esta brecha que hay entre en ese sentido” expresó Londoño. 

Asegura también el empresario que hay una fuerte demanda por los productos que se cultivan en el país, sin embargo los procesos y protocolos que se deben cumplir para poder realizar un proceso de exportación en algunas ocasiones tiene un poco de dificultad, principalmente por temas gubernamentales. 

Con la intermediación de Fruturo, los agricultores pueden mejorar su rentabilidad hasta en un 50%. 

Zonas 

Actualmente la empresa tiene convenios con agricultores de tres zonas principales, de las cuales se exporta más fruta que son la zona del Urabá Antioqueño, desde donde se comercializa principalmente banano y plátano; la zona del Eje Cafetero desde donde se compran aguacate hass y limón tahití y la zona del Valle del Cauca. 

Igualmente se han extendido hasta Nariño y Tolima, la zona de los Santanderes y Cundinamarca, en donde se produce gran cantidad de uchuva y gulupa, las cuales están dirigidas a un mercado de frutas exóticas. 

“Haciendo este trabajo nos hemos dado cuenta que muchos de los cultivadores no saben la calidad de las frutas que tienen, muchos de ellos no saben que pueden ser frutas de exportación, entonces en ese sentido nosotros identificamos los cultivos, enviamos unos técnicos para que revisen el producto y les den ciertos consejos a los agricultores y de esta manera tener la mejor calidad en sus frutas” agregó el empresario. 

Londoño también resaltó que al tener conocimiento que están cultivando una fruta que puede ser enviada a mercados internacionales, mejora la rentabilidad hasta en un 50 % ya que en algunos casos estos productos se pagan en dólares, lo cual genera también cambio en la calidad de los agricultores y sus familias.

Rueda de negocios 

Fruturo hizo parte de la Macrorrueda Internacional de Negocios realizada en Shanghái del 12 al 15 de noviembre del 2019, en la cual participaron 103 compradores internacionales desde lograron concretar negocios con el mercado de Corea del Sur y despachar un contenedor de 20 toneladas de banano producido en Urabá hasta el país asiático.