Comerciantes satisfechos con los resultados del último día sin IVA

Un total de $5,8 billones en ventas registró el comercio durante el tercer Día sin IVA, que se llevó a cabo el pasado sábado en todo el país.

La cifra corresponde a un crecimiento en pesos de $1,4 billones y en porcentaje de 40%, frente a los ingresos obtenidos por los comerciantes en los dos días sin IVA anteriores, que se llevaron a cabo el 19 de junio y 3 de julio pasados. Así mismo, significó un aumento de más del 100% con respecto a las ventas en días similares y del 300%, si se compara con los ingresos que reportaban los comerciantes al inicio de la pandemia.

Comercio organizado

Desde Fenalco Risaralda destacan el buen movimiento en ventas que se presentó durante este día de descuentos, los cuales son similares a las obtenidas el 23 de diciembre del año 2019, reportando un incremento del 41%. En cuanto al incremento respecto al primer Día sin IVA fue de 64 % y las transacciones en plataformas electrónicas crecieron un 50 % con respecto al pasado 3 de julio.

“Además de esta buena dinámica en ventas, también debemos resaltar el buen comportamiento de la ciudadanía y de los comercios en cuanto a la aplicación de las medidas de bioseguridad. Sin duda alguna esto fue un punto determinante para poder tener este comportamiento en ventas y poder recuperar el sector para la temporada de fin de año, lo cual será una buena estrategia para la recuperación del empleo en la ciudad”, expresó Victoria Eugenia Echeverri, directora ejecutiva de Fenalco Risaralda.

Además, exaltó el aumento de los volúmenes de ventas de pequeños y medianos negocios, lo cual es un alivio para su economía tan golpeada. De igual manera, el incremento de las categorías que no tuvieron tanto movimiento durante los dos primeros días como ropa, calzado, accesorios de vestuario, juguetería e insumos agrícolas, presentaron una mayor dinámica el pasado sábado, en este sentido. De acuerdo con la DIAN los incrementos durante esta última jornada para los insumos agrícolas del 553%, artículos de cuero y calzado del 258% y prendas de vestir y accesorios del 183%. Creció también la adquisición de equipos de sonido y video en un 188%.

Pero no solamente se movieron los bienes que contaban con el descuento del IVA, toda vez que las ventas de los otros artículos registraron crecimientos de 77%, 44% y más del 500%, con respecto al primer día, al segundo día y a un día normal de pandemia, respectivamente, lo cual significa que el Día sin IVA no solamente activó la compra de bienes que tienen dicho beneficio, sino que contribuyó a la reactivación de toda la economía.

Comercio electrónico

Las transacciones de comercio electrónico registraron el pasado 21 de noviembre un total de $454,43 mil millones de pesos, siendo 712% superiores a las realizadas un sábado promedio. Las compras realizadas con tarjeta a través de comercio electrónico aumentaron 30% respecto a las ventas realizadas el 3 de julio de 2020.

En las dos primeras jornadas del Día sin IVA, en promedio, el 65% de las ventas se realizó con tarjeta, en la tercera jornada el 74% de las compras fueron pagadas con tarjeta.

No obstante, siguen habiendo desafíos en una de cada 10 plataformas donde aún se presentan filas virtuales o inestabilidades, que requerirán importantes inversiones para evolucionar a este tema, que será parte de la nueva normalidad del comercio en el mundo.

Dado el gran desempeño que tuvo la última jornada del Día sin IVA, desde Fenalco advierten que esto permitirá la recuperación de más de 11.000 empleos que se habían perdido en el sector comercio en la ciudad. Así sugieren que esta estrategia debería seguirse implementando el próximo año en el cual los comerciantes esperan llegar a un punto de equilibrio después de la crisis por el Coronavirus que causo el cierre de sus negocios por al menos tres meses.

Igualmente desde la entidad gremial proponen algunos cambios en caso de llevarse a cabo más jornadas entre las cuales se encuentran tener la posibilidad de facturación por lo menos dos días para que no haya limitaciones. Especialmente por las plataformas virtuales que deben cerrar ventas anticipadas y es difícil cumplir con los plazos de facturación en el mismo día. La extensión de más de 15 días de plazo de entrega debido a que estos 15 días resultan muy cortos para despachar a todas las partes del país y esto hace que también las ventas virtuales, las online se cierren antes de las 12 de la noche.