En el barrio La Pradera Se aprovechó de menor de 8 años para robarla

Con medida de aseguramiento en centro carcelario fue cobijado Jhon Anderson Marín Murillo, quien fue capturado después de hurtar un celular. Este no fue un robo cualquiera, ya que el teléfono estaba en las manos de una menor de 8 años de edad y al hombre no le importó aprovecharse de la indefensión de la niña y causarle temor con su acto.

Los hechos ocurrieron en el sector de La Pradera cuando al parecer este hombre seguía a la mujer que estaba cuidando a un menor de 13 años y a la menor de 8 quien estaba jugando con el móvil.

Según la Fiscalía, el hombre tomó la mano de la menor como si se la fuera a llevar y le arrebató el celular, la niña cayó al suelo y Marín Murillo salió corriendo, los vecinos al darse cuenta de lo que sucedía, comenzaron a gritar y persiguieron al sospechoso; la Policía llegó al sitio y lo capturó en el barrio La Aurora, Dosquebradas, allí  le encontraron el celular robado en su poder; la víctima también lo reconoció.

En las audiencias de garantías la Fiscalía le imputó el delito de hurto calificado y agravado el cual no aceptó, el Fiscal pidió una medida de aseguramiento en centro carcelario, pues además de la gravedad del hecho, este hombre ya tenía antecedentes por el mismo delito.

Decisión

La juez de Control de Garantías decidió avalar la petición del fiscal de darle una medida de aseguramiento en centro carcelario.