La nueva tendencia en oficinas corporativas

La pandemia trajo consigo un nuevo estilo y forma de trabajo que llegó para quedarse, así como los cambios en consumo, cuidados del medio ambiente, formas de negocio y seguridad; también el sector inmobiliario se vio impactado con cambios y renovaciones en espacios que sean aptas y sobre todo agradables para vivir, pasear y en especial, trabajar.

Es claro que contar con un espacio ameno, iluminado y bien distribuido, traerá beneficios para laborar y hacerlo de la mejora manera llegando así al alcance de logros y cumplimiento de metas.

Los nuevos conceptos y tendencias integran una serie de opciones flexibles tales como: adecuación y dotación de espacios, servicios generales y de mantenimiento, así como comodidades y facilidades para contribuir al bienestar y generar experiencias extraordinarias a clientes y ocupantes.

Actualmente, los espacios diseñados a medida son tendencia en las oficinas corporativas. Ha venido en aumente en todo el territorio nacional que las empresas paguen un alquiler mensual para rentar un lugar y adecuarlo a sus necesidades y operaciones. A diferencia del modelo de coworking, el área de trabajo no se comparte y su diseño se adapta a los requerimientos del arrendatario, conservando la imagen corporativa del mismo.

Para la marca MTS Consultoría + Gestión, experta en el tema, este tipo de espacios ideales, es una respuesta a una coyuntura cómo la situación sanitaria del Covid -19 que enfrenta el mundo desde el año pasado, ha generado grandes cambios en las compañías.

De allí que muchas empresas han tenido que adaptarse a las novedades y a estar en un constante entendimiento de las necesidades del mercado y audiencias, que lleva a pensar en nuevos servicios que vayan más acorde con lo que el mercado está necesitando hoy y necesitará en un futuro cercano.

Este tipo de espacios buscan contribuir con la estabilidad de clientes y ocupantes por medio de experiencias y lugares a la medida.

Estas nuevas opciones responden a las necesidades que ha generado la pandemia de adaptarse a la nueva realidad del mercado de servicios, priorizando la especialización como componente fundamental. Buscando siempre generar nuevos conceptos en el uso y adecuación de las diferentes áreas de trabajo.

Estas tendencias y formas de trabajo están dirigidas principalmente a compañías que desean obtener oficinas con adecuaciones a la medida y con una atención de primer nivel. También para aquellas empresas que requieren ampliación, actualización o traslado de sus espacios de trabajo comerciales o corporativas y a quienes necesitan delegar en un tercero experto, todo lo referente a la operación y funcionamiento de su lugar de trabajo, controlando así el costo y con los mejores estándares.

Bienestar físico y psicológico

Tener trabajadores contentos y motivados es sin duda el objetivo de cualquier empresa. Y entre otros muchos, el espacio de trabajo es uno de los medios para lograrlo. Ya no se trata de asignar una tarea y un puesto a cada trabajador, ni controlar las horas trabajadas, sino de crear un entorno de trabajo amable, que potencie la productividad, conjugue la vida profesional con la personal y, lo más complicado, logre captar y retener el mejor talento.

Algunas bondades

  • Ubicación, diseño y operación personalizada.
  • Simplicidad: una factura, un solo interlocutor que incluye todos sus gastos de funcionamiento y operación.
  • Disminución de las necesidades de capital para traslados, ampliaciones o nuevas locaciones.
  • Servicio: atención profesional para la operación de las oficinas.
  • Menor precio del mercado por optimización financiera del modelo.

Todo cambió

Si hasta hace poco el objetivo principal fundamental de los nuevos espacios de trabajo era acabar con las distribuciones demasiado jerarquizadas y potenciar la horizontalidad a través de zonas de trabajo en equipo, ahora la protagonista es la movilidad. Y es que sin duda la forma de trabajar ha cambiado.

Crédito: Fotos Suministradas

Compartir