14.3 C
Pereira
lunes, febrero 6, 2023

Posgrado una alternativa para seguir creciendo profesionalmente

Educarse es un proceso permanente, toda la vida es un proceso formativo que no se detiene, si bien la educación formal (escuela, colegio, universidad) hacen parte de los procesos de aprendizaje, la formación del diario vivir también educa a los sujetos, en cuanto a la formalidad, es importante destacar que en la actualidad los pregrados son un importante momento para la profesionalización, pero los posgrados son la forma de continuar puliendo la opción profesional que toma cada individuo.

Profundizar en las áreas del conocimiento que han sido elegidas para la vida profesional es una tarea en la que las instituciones educativas juegan un papel determinante, cabe anotar que en el mundo contemporáneo el conocimiento crece y se transforma a ritmos acelerados y resulta necesario actualizarse para poder sobrevivir en el entorno laboral. Algunas de las áreas en las que es más importante permanecer a la vanguardia son las ciencias económicas y administrativas, también se encuentran las áreas relacionadas con sistemas y computación.

Desaprender y aprender de nuevo

Hablemos un poco de las transformaciones en los oficios:  hasta hace relativamente pocos años, el proceso para la realización de una película requería grandes equipos tanto a nivel tecnológico y mecánico como equipos de personal, grabar un evento como una boda o bautizo era un privilegio que sólo tenían las personas más adineradas, o incluso tomar fotos desde el aire requería como mínimo, un helicóptero; mirando la actualidad, todas estas situaciones se transformaron, hay festivales de películas grabadas con celular, en un evento social cada quien saca sus propias fotos y vídeos, y los drones que graban desde el aire se han convertido en juguetes que los niños manejan desde sus celulares.

En este mundo de cambios permanentes y acelerados la educación también tiene su papel, la vigencia profesional requiere la constante actualización o de lo contrario se está condenado al fracaso, tener profesionales que cuentan con posgrados ayuda al desarrollo mismo de un país que busca crecer disminuyendo los índices de desigualdad, mientras permanecer anclados a un solo conocimiento es quedarse con una sola perspectiva.

Relaciones internacionales:

Otro importante elemento a destacar es que estamos ante un mundo globalizado, los profesionales de la actualidad no compiten solamente con sus compañeros de promoción por puestos en su localidad, la posibilidad de aplicar a empresas internacionales representa que las exigencias serán mayores tanto a nivel educativo como personal e incluso en muchos casos contar con una segunda lengua será un factor determinante a la hora de acceder a un empleo.

Se tiene entonces que la importancia de hacer un posgrado va más allá de ser un requisito para ascender en organizaciones y obtener un mejor salario, es una oportunidad de desarrollo continuo, de permanecer vigente y actualizado e incluso se abre la puerta al mundo y cambio de paradigma de vida.

Por otra parte, también existen posgrados que facilitan las relaciones institucionales en el extranjero, bien sea por sus prácticas o su enfoque mismo se puede optar por un estudio en el país aprovechando la facilidad del idioma, pero con miras a homologación o práctica en otra parte del mundo, esta alternativa implica que no sea necesario cambiarlo todo (por ejemplo, desplazarse a otro país) para acceder a experiencias internacionales.

Decidiendo lo mejor

El tipo de posgrado debe ser elegido pensando en los intereses y los planes de vida de cada profesional, antes de escoger cuál opción se debe evaluar y qué le aportará el programa elegido al desarrollo de las habilidades que requiere, se puede elegir una especialización cuya duración es de aproximadamente un año y que entrega unas herramientas específicas para labores determinadas, también está la posibilidad de maestría con entre 2 y 3 años , bien sea de investigación (Master of Science In Management, por ejemplo) o de profundización (Master of Business Administration o MBA), donde el rigor académico y de investigación jugará un papel determinante, o incluso la apuesta puede ir hasta el doctorado que es una apuesta total por la investigación en profundidad, teniendo en cuenta que el rigor académico y tiempo son mucho más grandes (hasta 5 o 6 años). En la actualidad se consiguen programas doctorales con énfasis en la investigación pura (PhD), pero también doctorados con enfoque profesional aplicado, pensados en ejecutivos que desean profundizar en su campo de conocimiento, sin necesariamente tener la intención de seguir una carrera académica: un ejemplo de esto es el Doctorate of Business Administration (DBA).

 

 

 

 

 

 

Facilidades de la tecnología

La revolución tecnológica posibilita el acceso a programas de posgrado total o parcialmente virtuales, esta posibilidad permite manejar de mejor manera el tiempo para quienes trabajan, pero desean estudiar un posgrado, sin sacrificar la calidad de la formación.

 

Hacer un posgrado es una inversión, no un gasto, los elementos que se adquieren pueden cambiar totalmente el paradigma de vida.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -