26.4 C
Pereira
viernes, agosto 19, 2022

Tiene mucho sentido

En un esfuerzo del Gobierno Nacional para tratar de reducir especialmente la altísima siniestralidad de motocicletas, el Ministerio de Transporte y la Agencia Nacional de Seguridad Vial han preparado un proyecto de resolución que reglamenta la expedición y renovación de las licencias de conducción en el país.

La iniciativa, que entre otras cosas viene de mucho tempo atrás, si bien apenas es un borrador, ya fue publicada y tenía un plazo de hasta el viernes 8 de abril para hacerle las observaciones y comentarios que se creyeran oportunos y que pudieran servir para mejorar y eliminar todos los vacíos que tienen las normas actuales y que, de alguna manera, son responsables de la altísima siniestralidad vial.

En el 2021, según información del Instituto Nacional de Medicina Legal, murieron en la carreteras del país 7.270 personas y de estas 4.312, casi el 60%, fueron motociclistas, lo que da una idea de la altísima cuota que las motos están colocando en los registros de accidentalidad del país. 

Según datos del Runt, el año pasado se expidieron en el país 874.388 licencias de conducción a personas que la tramitaron por primera vez, de las cuales 448.388 fueron a motociclistas en categoría A1 y A2, pero de estas solo 1.311, algo a sí como 0,2%, fueron clase A1, el resto fueron A2 una categoría que en otros países se entrega solo a los conductores con muchísima experiencia en conducción.

Mientras tanto las estadísticas muestran que en Colombia la  tercera parte los motociclistas que se accidentan, tiene entre 15 y 24 años, y de estos la mitad solamente dos años de experiencia en la conducción de motos y, lo más grave, una cuarta parte tiene menos de diez meses de haber sacado su pase de conducir.

Por eso, tiene tanto sentido que el proyecto de resolución contemple la obligación, para quienes vayan a tramitar una licencia por primera vez, de presentar una prueba teórica y una práctica, y de esta una en pista y otra en el terreno que permita evaluar la forma como se comporta el conductor en medio del tráfico.

Esto significa que la categoría que se le asigne a los conductores que tramiten la licencia por primera vez, dependerá de los resultados y la evaluación que los denominados Centros de Apoyo Logístico de Evaluación (Cale), cuyo funcionamiento reglamenta también la nueva norma, hagan.

Ojalá, de un lado, esta resolución no se quede más tiempo enrredada en los compromisos del Ministro de turno, y sea expedida antes de que termine este gobienro; y del otro, las autoridades de tránsito y la policía de carreteras tengan la capacidad de velar porque sus disposiciones y restricciones se cumplan, limitaciones que entre otras cosas, serían también una ayuda inmensa para la tarea de garantizar la seguridad y tranquilidad de los ciudadanos.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -