Risaralda, bien en competitividad

De todas maneras, los resultados del IDC para Risaralda son muy halagadores y confirman que los esfuerzos que ha hecho la administración, están cosechando los primeros resultados.

 

El Eje Cafetero y Antioquia son, de acuerdo con el Índice Departamental de Competitividad (IDC) acabado de presentar por la Universidad del Rosario y el Consejo Privado de Competitividad, la región más competitiva del país. El estudio, que analiza los 32 departamentos agrupados en ocho regiones conforme lo contempla el Plan de Desarrollo Nacional 2018-2022, utiliza la metodología empleada por el Foro Económico Mundial y ordena el trabajo en cuatro categorías: Condiciones habilitantes, Capital humano, Eficiencia de los mercados y Ecosistema Innovador.

Ahora, por departamentos, Risaralda es el más competitivo del Eje Cafetero y el sexto en el ranking nacional de competitividad, con un puntaje de 6,05 sobre 10, por encima de sus vecinos de Caldas y Quindío, y muy lejos del promedio nacional que apenas obtuvo una puntuación de 4,81.

Ya analizado por pilares en cada categoría, hay que destacar que nuestro departamento resultó bien calificado en la mayoría de los 13 campos medidos y es el mejor del país en el pilar de las instituciones donde obtuvo una calificación de 7,99 puntos y en el de sofisticación y diversificación e innovación donde obtuvo un puntaje de 8,07 sobre 10.

En este último campo el trabajo de investigación resalta la implementación en Risaralda de un Sistema de Gerencia del Plan de Desarrollo enfocado en hacerle un seguimiento bimestral a los distintos programas que adelanta la Administración en todo el Departamento y que permite evaluar permanentemente el avance y comportamiento de las acciones realizadas.

Sin duda, pues, Risaralda sale bien librado en los resultados del Índice Departamental de Competitividad, pero tal vez lo más importante del estudio es lo que deja como desafíos para el Departamento en los próximos días. La infraestructura es uno de los pilares en lo que la región tiene mucho por hacer. Allí solo obtuvo una calificación de 4,75 lo que lo coloca de la parte media hacia atrás en la tabla de los 32 entes territoriales,

En lo otros pilares donde el Departamento tiene mucho por hacer es en el sistema financiero y en el de innovación y dinámica empresarial. En ambos obtuvo puntajes por debajo del cinco puntos y posiciones muy discretas en el ranking de todas las regiones del país.

De todas maneras, los resultados del IDC para Risaralda son muy halagadores y confirman que los esfuerzos que en muchos campos ha hecho la administración del gobernador Sigifredo Salazar, están cosechando los primeros resultados. Por supuesto, el reto es muy grande y corresponde al nuevo gobierno darle el mayor impulso y hacer los ajustes que sean necesarios.