24.4 C
Pereira
miércoles, julio 6, 2022

Queda el sinsabor

Es tendencia

Alentadoras, pero…

El resultado de mayo

- Advertisement -

El Comité Ejecutivo de la Federación Colombiana de Fútbol anunció la contratación del profesor argentino Nelson Gabriel Lorenzo para que asuma la dirección técnica del seleccionado nacional que quedó vacante desde el retiro de Reynado Rueda luego del estruendoso fracaso en su pretensión de clasificar al país al Mundial que se jugará al final del año en Catar.

El nuevo seleccionador hizo parte, como asesor, del equipo técnico que acompañó al también argentino José Pékerman, durante todo el tiempo que estuvo al frente de la Selección Colombia, lo que confirma que no es una persona completamente nueva para el equipo y que mucho conoce de las características del jugador colombiano, así como de sus capacidades y estilo.

De otro lado el profesor Lorenzo es profesional con amplia experiencia no solo en el fútbol de primera división, sino a nivel de selección como quiera que, además de acompañar al Pékerman durante los ocho que estuvo dirigiendo el equipo colombiano, fue también su asistente cuando el extécnico colombiano dirigió la selección argentina que disputó la Copa Mundo que se jugó en Italia en el 2006.

No hay duda, pues, de que el nuevo técnico tiene toda la experiencia y el bagaje que puede necesitar un entrenador para un equipo como el nuestro, y que su exitosos recorrido por equipos de primera línea y selecciones de renombre como la de su país, lo acreditan en exceso para el trabajo que se la ha encomendado.

Queda eso sí el sinsabor de haber perdido cuatro años de continuidad y trabajo, y, lo más doloroso, la oportunidad de estar en Catar 2023; para, después de ensayar con dos técnicos que nada nos dejaron distinto a unos gastos millonarios, empezado por la multa que hubo que pagar en Chile para que el profesor Rueda pudiera venir a hacerse cargo de Colombia, volver a llegar a lo que teníamos antes.

Si se le hubiera renovado el contrato al profesor Pékerman muy probablemente hoy la selección Colombia no solo estuviera clasificada a Catar, sino que se tendría un equipo mucho más cohesionado y fuerte que el que cosechó tantos  triunfos en Brasil, y además, tuviéramos también al mismo profesor que hoy llega a la selección, y que seguramente le va a tocar volver a empezar del mismo punto de donde inició su trabajo hace doce años el hoy director técnico del equipo de Venezuela.

De todas maneras lo importante ahora es que se deje trabajar al profesor Lorenzo, se le apoye y respalde en todas sus decisiones y, por sobre todo, se le dé continuidad en el cargo de tal manera que pueda armar un equipo mejor que el que tuvo Pékerman, no solo de figuras, sino de trabajo físico, táctico y mental.

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -