14.1 C
Pereira
lunes, julio 15, 2024

Celeridad y justicia

«El Presidente no puede decir simplemente que ese es un problema de dos excolaboradores de su administración, y que son ellos quienes deben explicar sus actuaciones.

Los audios que se conocieron de las conversaciones durante los últimos días, del exembajador en Venezuela, Armando Benedetti, con la ahora exjefe de gabinete del actual gobierno, Laura Sarabia, deja al descubierto una serie de graves irregularidades cometidas por la campaña del hoy Presidente de la República.

En medio de los reclamos y señalamientos que el exdiplomático le hace a su antigua colaboradora y hasta esta semana persona de toda la confianza del presidente Petro, hay dos señalamientos que la campaña y el propio mandatario tienen que explicar y que la Fiscalía General, la Comisión de Acusaciones de la Cámara, el Consejo Nacional Electoral y las autoridades judiciales tienen que investigar con toda celeridad.

El doctor Benedetti dice varias veces en las grabaciones que consiguió 15.000 millones de pesos para la campaña del presidente Petro y que estos dineros se fueron para la campaña en el Pacífico y advierte una y otra vez que si el llega a contar de dónde vinieron los dineros, no solo él sino ella y otros más, incluyendo al Presidente, se van para la cárcel.

Las autoridades tienen la obligación de investigar la procedencia de esos multimillonarios recursos, así como en qué fueron gastados, el porqué no fueron reportados en las cuentas oficiales de la campaña Petro, y quiénes sabían de ese turbio negocio y por qué no lo pusieron en conocimiento de las autoridades.

La otra afirmación del exsenador Benedetti y que deben investigar las autoridades es que el exministro Alfonso Prada y su esposa se “robaron el ministerio”. El exdiplomático deberá ratificar y concretar sus acusaciones y las autoridades tienen la obligación de esclarecer las afirmaciones y si es necesario imponer las sanciones que sean del caso.

El Presidente no puede decir simplemente que ese es un problema de dos excolaboradores de su administración y que son ellos quienes deben explicar sus actuaciones. Aquí se trata de un señalamiento de ingresos irregulares a su campaña, de unos recursos que no se reportaron como ordena la ley y para completar cuya procedencia, según lo insinuó el señor Benedetti, no parece resistir ninguna investigación.

Ya el país soportó un presidente que llegó al poder señalado de ser elegido con los dineros del narcotráfico, que todos las investigaciones confirmaron el ingreso de dineros ilegales a la campaña que lo eligió, que se gastó todo su gobierno defendiéndose de la justicia y que hizo que Colombia fuera estigmatizado en todo el mundo y mirado como una narcodemocracia; para tener que volver ahora a recorrer el mismo camino de vergüenza y de desinstitucionalización de hace 30 años. Ojalá las autoridades y la Justicia está vez si cumplan con su deber.   

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -