20.4 C
Pereira
martes, julio 16, 2024

La pandemia también altera la realización de la Copa Ciudad Pereira

El deseo de sus organizadores es hacer un torneo de carácter extraordinario para no tener que suspenderla. Se jugaría de diciembre a enero, sin público y con menos equipos.
 

La edición número 38 de la Copa Ciudad Pereira, máximo evento futbolístico semiprofesional de Risaralda y uno de los de mayor trayectoria e importancia en el país, no es ajeno a los aplazamientos, cancelaciones y cambios generados en el mundo deportivo a causa de la pandemia del covid-19. El Gobierno Nacional dejó claro a través del Ministerio del Deporte que en lo que resta del año no habrá presencia de público en los estadios y en general en los eventos competitivos, por tal motivo, si el fútbol profesional se vio afectado, los demás certámenes semiprofesionales y aficionados a nivel local no son la excepción. El Diario habló precisamente con Hugo Ocampo, director deportivo de la Copa Ciudad Pereira, quien explicó detalles de la versión de este año, que desde ya se empieza a planificar en medio de la emergencia del coronavirus.

Con varios cambios

“El deseo de la organización es hacer la Copa Ciudad Pereira, obviamente no será un torneo como los habituales y dependerá mucho de las condiciones imperantes en esta emergencia social para los meses de diciembre y enero. Aún es prematuro adelantar sobre el tipo de certamen que se hará y obviamente por ello no se puede hablar aún de qué sistema de campeonato se aprobaría”. 

Sin público 

De jugarse a puerta cerrada está claro que será un campeonato extraordinario con menos equipos, posiblemente entre 8 y 12 y con el respaldo de patrocinadores. Su desarrollo se haría iniciando en diciembre y terminando en enero, y para ellos la Copa tendría que tener eso sí, respaldo de Cordep para la utilización del estadio donde se pudiera jugar la Copa en estas condiciones.

No es primera vez 

Pero los cambios que este año tendrá la Copa por la situación generada por la pandemia no son los únicos que este tradicional evento ha tenido que afrontar a lo largo de sus 37 ediciones. En el año de 1995 la Copa no se jugó en diciembre, su tiempo habitual, sino en agosto, debido al experimento del fútbol colombiano, cuando la Dimayor quiso organizar su torneo profesional tipo europeo de julio del 95 a junio del 96. Por esa razón, la Copa se anticipó en aquella ocasión para el mes de agosto. El año pasado también se tuvo que anticipar en un mes su realización por el Torneo Preolímpico que se disputó en el Eje Cafetero en enero y que obligó que la Cordep tuviera los escenarios libres de todo compromiso para poder adecuarlos para dicho certamen.
“En lo referente a la parte económica el tema se estaría revisando con los posibles participantes. Sabemos que la situación económica no es lo mejor y obviamente afectaría también la premiación, aunque seguiría siendo muy significativa”, puntualizó Ocampo.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

Para estar bien informado, recibe en tu correo noticias e información relevante.

 
- Publicidad -

Para estar informado

- Advertisement -
- Publicidad -
- publicidad -