Los juveniles ratificaron el buen año de Deportivo Pereira

Rubén Darío Zapata, director técnico del equipo campeón de Copa Ciudad Pereira, habló con El Diario sobre lo que significa este título para él, sus dirigidos y el club.

“Es un orgullo, una satisfacción enorme para uno como entrenador que a diario está aprendiendo, queriendo conocer un poco más en nuestra carrera y avanzar”, fueron algunas de las palabras que en entrevista con este medio expresó notablemente emocionado el profesor Rubén Darío Zapata, técnico campeón con el cuadro Matecaña en la edición 37 de Copa Ciudad Pereira y quien por primera vez dirigía en este torneo.

Un año redondo para el club
Se da en un momento especial del club, en la parte administrativa con el doctor Jhon Ómar Candamil y en la deportiva en cabeza de nuestro gerente Felipe Euse. Es notorio este éxito y haber tenido tantas satisfacciones para los hinchas. Las felicitaciones y el reconocimiento especial para los jugadores porque son los protagonistas y los que nos dieron esta alegría.

¿Por qué marcaron diferencia?
Se conjugaron factores importantes; la organización de la institución y el buen equipo humano que se tiene en las fuerzas básicas, pues este es un trabajo en equipo porque en este grupo hay jugadores del profe Jorge Patiño y Wilson Cano, de los procesos que se han dado este año. Además me acompañó como asistente el profesor Juan Carlos Reina, el PF Carlos Arias (entrenador de arqueros) y Diego Vargas en la preparación física.
Se vio en estos muchachos el deseo de salir adelante. Haber competido en el Sub 20 A federado nos dio una pauta importante para buscar estos logros.

El trabajo se vio reflejado
El tema de los penales es para muchos experimental, para otros es técnico, para otros es suerte o es resultado de un trabajo. Nosotros trabajamos con Daniel Fajardo y Franklin Mosquera, dos arqueros muy profesionales que analizaron a sus cobradores en los videos y los muchachos tenían claro el concepto del cobro y el momento cumbre.

Orgulloso de sus muchachos
Deportivo Pereira no solo levantó el trofeo de campeón, sino que el arquero Daniel Fajardo se quedó con el premio al tener la valla menos vencida, Alejandro Piedrahita fue el mejor jugador juvenil y Jhon Stiven Quinto se llevó el trofeo como el mejor futbolista de la edición 37. “De las cosas bonitas que vivimos en la premiación fue mirar cómo Stiven Quinto compartía y dedicaba su triunfo con sus compañeros, con el cuerpo técnico. Alejandro Piedrahita felicitando al profe Wilson Cano que tuvo el proceso durante todo el año en un momento especial desde la sub 17 y luego llegando a nosotros. Lo de Daniel es especial porque siempre se familiariza con su compañero Franklin Mosquera, un compañerismo que se ve reflejado en el equipo.

¿Esperan la oportunidad en el equipo profesional?
Hemos sido privilegiados este año porque el cuerpo técnico en cabeza de los profes Craviotto, Bidde, Daniel y Alexis han estado muy al pie de nosotros y esto fue importante para conseguir la Copa. Ya en su momento ellos mirarán los informes y el desempeño de cada uno de los muchachos que por mérito harán parte en la pretemporada del plantel profesional del Deportivo Pereira.