Craviotto: ‘el viejo querido que nos volvió a la A’

Néstor Óscar Craviotto entró en la historia del Deportivo Pereira al convertirse en el primer entrenador extranjero en ascenderlo a la máxima categoría de nuestro país. En 2016 estuvo a escasos 16 segundos de lograrlo. El gerente deportivo de su momento, Duván Vásquez, tomó la determinación de no renovarle el contrato por lo que no continuó para 2017.
El primer semestre de ese año estuvo sin trabajo y para el segundo, Atlético Huila decidió contratarlo. De la mano de él los ‘Opitas’ llegaron hasta semifinales de la Liga Profesional, quedando eliminados en penaltis, por lo que una vez más demostró que era un excelente director técnico.

Tenía la ‘espinita clavada’
Craviotto siempre quiso continuar con el proyecto tras no haber logrado el objetivo en 2016. Esperaba junto a su compañero de mil batallas Pablo Bidde, que la vida le diera una segunda oportunidad en la Perla del Otún, pues en verdad le cogieron todo el cariño a la ciudad y la afición. Fue así como tras los fracasos de 2017 y 2018, su nombre volvió a tomar fuerza y poco a poco los hinchas pereiranos fueron anhelando el regreso del profe.

Retornó en diciembre
Y definitivamente en el destino así estaba, el 1 de noviembre del 2018, Jhon Ómar Candamil, presidente Matecaña confirmó lo que sería el segundo ciclo del argentino en el banquillo pereirano, para buscar de una vez por todas el ascenso en 2019.

Su nombre impactó
El dicho es “la cara del santo hace el milagro”. En Pereira fue “la cara de Craviotto hizo el milagro” y lo fue logrando desde el preciso momento en que se anunció su retorno, marcando un antes y un después, ya que a su llegada el ambiente era de velorio, pocos querían saber del equipo y los hinchas no aguantaban más estar en la B. Y después de conocer que volvía Néstor Óscar, los seguidores volvieron a creer y fueron ilusionándose y generando la mejor vibra y ambiente para conseguir el objetivo.

El equipo de sus amores
No es una frase de cajón, Dep. Pereira se convirtió en el equipo de los amores del profe Craviotto, sin necesidad de desbancar su sentimiento por Estudiantes de La Plata de su natal Argentina. Es tanto su amor y pasión por el amarillo y rojo, que siempre se ha caracterizado por ser un técnico tranquilo y por momentos parecer parco, pero a lo largo de este 2019 se le vio con lágrimas en sus ojos en más de una vez y con la emoción intacta, esta vez de alegría inmensa.

Un año donde pasó de todo
Este año Craviotto tuvo que vivir días antes de entrar a una concentración, la muerte de “su viejo”, es decir su papá, un golpe que ningún ser humano se encuentra preparado para ello. Pero a su vida llegó una nueva alegría, la de su nieto, el pequeño bebé de una de sus hijas, Lore, trayendo así más felicidad y motivación para conseguir el anhelado ascenso.