18.5 C
Pereira
miércoles, junio 29, 2022

Escasez de alimentos podría ser una realidad

Es tendencia

- Advertisement -

Por: Andrea Ramírez Mosquera

Desde hace poco más de dos décadas instituciones como la ONU han indicado que es necesario prepararse para garantizar la seguridad alimentaria

Entre el refranero popular de la cultura paisa se repite un adagio que reza “En casa de herrero cuchara de palo” esta expresión, al igual que muchas que se encuentran entre la sabiduría popular, adquiere peso cuando se contrasta con la realidad, después de todo, es precisamente desde el empirismo que surgen los dichos. Colombia, un país rico en diversidad de naturaleza y tierras cuyas propiedades les permitirían producir alimentos de alta calidad tanto para los habitantes del país como para llegar a exportar. Precisamente, de acuerdo con el Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC) de los 114 millones de hectáreas que tiene Colombia no se ha llegado a intervenir para producción ni siquiera la mitad, y de esa cantidad más del 50% se interviene de manera inadecuada, es decir, la “cuchara de palo” del país es que cuenta con las condiciones necesarias para autosostenerse en materia alimentaria, pero se ve en la necesidad de importar toneladas de alimentos cada año.

Distribución de recursos, elemento a revisar

Eduven Arango Correa, quien es estudiante de biología y apasionado por las labores propias de campo considera que una escasez alimentaria podría  llegar a ser una realidad, pero considera que el papel que juegan los medios de comunicación y el pánico general en este tipo de circunstancias es un problema “Tenemos la capacidad para producir alimento para todos los habitantes, pero la mala distribución y uso de los recursos provocan que se pierdan cientos de toneladas anuales de alimentos, tanto en los mercados, como en las propias fincas.” por otra parte Arango considera que “el miedo que infunden los medios provocan que la gente salga a los mercados a comprar más de lo que necesitan, vaciando estanterías y dejando a los demás sin opciones” una reflexión que recuerda la importancia de verificar información por parte de los medios como elemento que contribuye a la responsabilidad propia que recae sobre el poder de la difusión de información. 

Finalmente, Eduven indica que la seguridad alimentaria, como necesidad natural y básica debe ser agenda por parte de todo gobierno en busca de garantizar el bienestar “sin alimento, las personas se vuelven agresivas y sería más difícil poder calmar a un pueblo hambriento” concluye. 

Semillas sin suelo

Por otra parte, además de la falta de producción propia que tiene el país se habla acerca de la importancia de la protección de semillas como garantía en materia de seguridad alimentaria. Alrededor del mundo hay diferentes bancos de semillas, la mayoría de ellos liderados por la ONU, no obstante  la preocupación por la tierra y la semilla no suelen estar en el lenguaje común, al respecto, el doctor Raúl Londoño, quien es un médico osteópata y quiropráctico que entre su práxis de propender por la salud de las personas considera un elemento fundamental la alimentación saludable, razón por la cual aprende y enseña acerca de sistemas de cultivos endógenos y desarrollos auto sostenibles que estén orientados a vivir en armonía con la naturaleza, indica respecto a la falta de conocimiento general en el tema de uso de suelos y cuidado de semillas y sistemas productivos que “es increíble porque nosotros como colectivo ignorábamos detalles como que más del 80% del grano que comemos viene de Ucrania, nos dimos cuenta cuando estalló el conflicto en ese país, en Colombia y en otros países eso generó una inflación que afecta la canasta alimenticia, es un hecho histórico, esa inflación puede llegar a generar una gran hambruna”.

Aunque ideas como la de Londoño pueden verse como alarmantes, no son alarmistas, el médico indica que es necesario hablar abiertamente estas situaciones para poder prepararse ante posibles situaciones como la falta de alimentos, cabe anotar que estas preocupaciones han sido abordadas tanto entidades internacionales en sus agendas como divulgadas por medios, pero factores emergentes como la crisis sanitaria o problemas bélicos internacionales hacen que ocupen un renglón menor al que merecen entre las preocupaciones cotidianas de la población general.

Por otra parte, existen colectivos sociales autodenominados conscientes, que han luchado por guardar y cuidar semillas con programas como el llamado “guardianes de la semilla” que nació en México. buscando que ante eventualidades en la producción alimenticia se pueda dar respuesta, aún así es necesario comprender que lo que se siembra un día no se cosecha al siguiente, por tanto es necesario empezar a pensar en la importancia de garantizar la alimentación “hace 20 años esto parecía increíble, pero es posible que hoy estemos a la puerta de esta realidad” acota Londoño al explicar que generar el diálogo abierto acerca de la posibilidad de escasez de alimentos y tomar medidas preventivas es una responsabilidad propia de cada persona y colectivo social.  

Recomendaciones

  1. Evitar un pánico colectivo, verificar información siempre con fuentes confiables
  2. Generar políticas que garanticen que los alimentos producidos en el campo, lleguen a los mercados para que las personas puedan adquirirlos
  3. Si llegase una escasez alimentaria, regular consumos y compras excesivos, la empatía y preocupación por los demás es imprescindible.  

DATO: 

US$9.000 millones. 

En alimentos agro importados en 2021  

 

Para estar informado

- Advertisement -
- Advertisement -

Te puede interesar

- Advertisement -