Date
Domingo, Diciembre 17 - 2017 Pereira - Colombia

Facebook Twitter Google Plus One
 
Style1
Testeo de la Modal Window |
PERSONAJE

Artículo leido 5019 veces.

Dosquebradas, 45 años
Publicado 03/12/2017

Julián Chica Cardona*

A la 1:45 de la madrugada la potente sirena del Benemérito Cuerpo de Bomberos despertó a los habitantes que dormían tranquilamente aquel 6 de diciembre de 1972. El tinglar de las campanas desde lo alto de los templos no se hizo esperar en esa víspera del alumbrado navideño con la noticia de que había nacido el nuevo municipio. Desde la niebla premontana de la torre de Santa Teresita, en La Capilla hasta el paisaje diocesano de La Badea o los recodos del Viacrucis y la explanada del San Judas Tadeo, en el Otún, las campanas de la Milagrosa en La Pradera, el San Pedro y San Pablo en Los Naranjos, en un repique simultáneo como de efecto dominó se fueron sumando a la celebración.


Al ulular de la sirena se sumaron los claxon de los pocos automóviles existentes y la sirena de Comestibles La Rosa para vitorear también con sus obreros y vecinos salesianos el acontecimiento. En las viviendas de las urbanizaciones le subían el volumen a los tocadiscos y las serenatas de dúos y de tríos fueron la cuota adicional del silbato de los serenos en una alborada histórica para un puñado de adalides que acababan de conquistar la 14° estrella para ese cielo esmeralda de la cerril bandera el joven departamento de Risaralda.

Origen

El origen caucano del territorio al sur del río Chinchiná y en la margen izquierda del río Cauca, fue a ultranza, la razón que motivó la causa separatista del Viejo Caldas, pero que luego de varios intentos fallidos necesitó una Bula papal para cristalizarlo. Esta fue la “Leguntur Saevissime” de Pío XII (diciembre 17 de 1952), que desmembró a Pereira y sus alrededores de la Diócesis de Manizales con la creación de una nueva Diócesis, y separó a Dosquebradas de la jurisdicción eclesiástica de Santa Rosa para anexarla a la nueva jerarquía pereirana, lo que hizo posible destrabar el nudo gordiano que impedía dicha autonomía.


Gestores de esta labor silenciosa fueron el alcalde de Pereira Lázaro Nicholls Arbeláez, Javier Ramírez González (fundador de El Diario del Otún), y los empresarios Eduardo, Alonso, Esteban y Arturo Valencia Arboleda (Valher), quienes a instancias del Nuncio Apostólico en Colombia, Monseñor Antonio Samoré, intercedieron con la mayor prudencia y por la vía diplomática ante el Pontífice en procura de la creación de la Diócesis de Pereira, basados en que la ciudad sede cumplía con los requisitos del número de habitantes (1) y porcentajes de tributación necesarios junto con sus poblaciones vecinas.

Frustración

Una muralla infranqueable representada en la Duma Departamental de Caldas frustraba una y otra vez las justas pretensiones de los vecinos (1911, 1936, 1959), y esto les sirvió de acicate para emprender primero la creación del departamento, en cuya causa se sumaron Monseñor Baltazar Álvarez Restrepo, los senadores Emiliano Isaza Henao y Camilo Mejía Duque, Gonzalo Vallejo Restrepo, el Padre Salesiano Rafael Ávila y el Presbítero Bernardo Vieira, pues en 1959 cuando el proyecto de ordenanza fue sustentado con la estadística de 34.000 Ha productivas en café, caña y pastos, al igual que industrias como: Comestibles La Rosa S.A.; “Paños OMNES”; 21 galpones y tejares; fábrica de jabones; talleres de mecánica y fundición; 5.000 cabezas de ganado vacuno y caballar, 20 hatos ganaderos y 800  vacas lecheras de alta calidad que producen 10.000 botellas diarias; 8 establecimientos de caña con un producido anual de 30.000 cargas de panela; 9 urbanizaciones en pleno desarrollo ubicadas entre el río Otún y La Romelia; 2 empresas de transportes; 3 estaciones de servicio; granjas avícolas y el servicio de  la CHEC que recaudaba por concepto del suministro de energía en el corregimiento más de $ 25.000 pesos mensuales, solo se logró que Jorge Mario Eastman Vélez, presidente de la Asamblea, le diera trámite a la Ordenanza nro. 28 de 1959 que lo declaraba Corregimiento Especial.

Primera junta

En 1967 (año de creación del departamento de Risaralda), se constituyó la primera Junta Pro-Municipio compuesta por el Salesiano Rafael Ávila Serrato, el Padre Bernardo Vieira, las señoras Lylian Palacio de Alzate y Colombia López de Holguín, los dirigentes Nardo José Castaño, Jairo Montoya, Ignacio López, Alfonso Arbeláez, Néstor Posada, Alfonso Mejía y Fernando Vargas, el jurista Rafael Carbonell y Carbonell (profesionalmente asistidos por el doctor Oscar Vélez Marulanda), como consta en los anexos a la Exposición de Motivos del Proyecto de Ordenanza, quienes presentaron ante el Gobernador Camilo Mejía Duque, la solicitud para la creación del municipio de Dosquebradas, y el 5 de noviembre fueron radicados por éste ante la Duma Departamental que presidía Fabio Vásquez Botero (amigo personal de Cástor Jaramillo Arrubla), con la firma de los once diputados postulantes que en el transcurso de las deliberaciones fueron siendo reemplazados por sus suplentes o desertando hasta que se hundió por completo en el quórum completo de los 16 diputados ante la presencia de las barras y la elocuente oratoria de los presbíteros Ávila y Vieira como voceros del pueblo de Dosquebradas.

Segunda junta

Cinco años después, hacia finales de noviembre de 1972, en un segundo intento, se creó una nueva junta Pro-municipio, para lo cual el gobernador Mario Jiménez Correa citó a sesiones extras a la Asamblea Departamental (Decreto 1146 de 1972), a fin de que se ocuparan exclusivamente del Proyecto de Ordenanza por el cual se crea el municipio de Dosquebradas, que pasó airoso su 2° debate el 5 de diciembre y por ser ya media noche, su presidente Antonio Ocampo Ramos, declaró sesión permanente y le dio curso al tercer debate en la madrugada del día 6 obteniendo 9 votos a favor y 7 en contra,  quedando sellado el destino del nuevo municipio.

Celebración

Entre fuegos pirotécnicos y serpentinas de los festejantes despertó una comunidad signada por la persistencia que no cejó en su esfuerzo de tres generaciones por conquistar la autonomía. El 1° de febrero de 1973, en solemne ceremonia realizada en el salón comunitario de la calle 50 del barrio Los Naranjos rindió juramento ante el Juez Civil de Santa Rosa de Cabal el señor Miguel Ángel Ossa Vásquez para tomar posesión del cargo de burgomaestre.

Lo acompañaban el Gobernador, Mario Jiménez Correa, Monseñor Baltazar Álvarez Restrepo, los Magistrados del Tribunal Superior de Pereira y Contencioso Administrativo de Risaralda; los Congresistas Camilo Mejía Duque (Senador), y Jaime Salazar Robledo (Representante), los Diputados de Risaralda y Concejales de Pereira y Santa Rosa de Cabal, Comandantes del Ejército y la Policía Nacional, industriales, banqueros, voceros gremiales y dirigentes, y en octubre de ese mismo año se celebró con toda la pompa el primer Festival del Progreso.
* Escritor, poeta, historiador

 
Public
 
 
Ico_comentarios Comentar        Ico_enviar-copia Enviar esta nota         Favoritos y compartir Compartir
1 2 3 4 5
  Calif.
votos
  Prom: 0
 

El Diario del Otún no se hace responsable por comentarios que los lectores publiquen en este espacio, ya que son opiniones personales que nada tienen que ver con el pensamiento editorial de este medio. El Diario del Otún se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, vulgar, que atenten contra la intimidad de las personas o que hagan alusión a publicidades.



 
1
1


Public



CLASIFICADOS / PUBLISERVICIOS

Adb33c1896515d64e0e5038c31b65978
6aeb9a4032e3eb0fefa027e73bf0ce7d
4682cf392b8a92732d139104ca19a714
Ac0ce5d5b3acb3e6ea2dafaf05c34255
1767ca6715697db9b526da623d139a88
E8d86bc1a9aaca37d0453f0afa290fe7
9bfa6c3a2098b543f49f9e35b24b79c3
81ba0756f6208b6c69a4d3e76468eef1
Mn_clasi1


Portada en formato PDF
COPYRIGHT © 2013 R.R EDITORES Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular
Tratamiento de datos personales

12:55